Está usted en:

Cultura y Deporte

Martes 19 de noviembre de 2019

Cultura

De acuerdo con el reparto competencial establecido por la Constitución, y en virtud del Real Decreto 355/2018, de 6 de junio, por el que se reestructuran los departamentos ministeriales, corresponde al Ministerio de Cultura y Deporte la promoción, protección y difusión del patrimonio histórico español, de los museos estatales y de las artes, del libro, la lectura y la creación literaria, de las actividades cinematográficas y audiovisuales y de los libros y bibliotecas estatales, la promoción y difusión de la cultura en español, así como el impulso de las acciones de cooperación cultural y, en coordinación con el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, de las relaciones internacionales en materia de cultura.

La Conferencia Sectorial de Cultura es el órgano de cooperación entre la Administración General del Estado y las Comunidades Autónomas en materia de cultura. Tiene como finalidad el desarrollo de una actuación coordinada en dicha materia, con atención a los principios de lealtad institucional, cooperación y respeto recíproco en el ejercicio de las competencias que dichas administraciones tienen atribuidas.

Por otra parte, el Consejo Jacobeo es el órgano de cooperación que tiene por finalidad facilitar la comunicación entre la Administración General del Estado y las Comunidades Autónomas del Camino de Santiago (País Vasco, Cataluña, Galicia, Principado de Asturias, Cantabria, La Rioja, Aragón, Navarra y Castilla y León) a efectos de coordinar y colaborar en los programas y actuaciones que se prevean en relación con la protección y recuperación del Camino y la celebración de los Años Santos Jacobeos.

Deportes

La ayuda al deporte en el ámbito estatal se gestiona a través del Consejo Superior de Deportes, que es el órgano perteneciente al Ministerio de Cultura y Deporte que ejerce directamente la actuación de la Administración General del Estado. Por su parte, las Direcciones Generales de Deportes de las comunidades autónomas y ciudades autónomas de Ceuta y Melilla, las diputaciones provinciales y los cabildos insulares y las corporaciones locales lo hacen en sus respectivos ámbitos de actuación.

España se ha convertido en un referente internacional a la hora de diseñar políticas integrales de seguridad de grandes acontecimientos deportivos. Pero parecía necesario reforzar la cobertura legal sancionadora y la actuación en defensa del juego limpio y en contra de la violencia, el racismo, la xenofobia y la intolerancia, para lo cual se han aprobado diversas leyes.

Hay que destacar el progresivo respeto y admiración que se profesa en nuestro país hacia el deporte paralímpico. Este apoyo se ha manifestado también como una de las actividades propias de la responsabilidad social corporativa de las empresas, y en la actualidad numerosas empresas están asociadas al Plan ADOP.

En lo que respecta al deporte de alto nivel, la Administración General del Estado, en colaboración con las comunidades autónomas, a través de convenios y conciertos, establece los medios necesarios para los programas de preparación técnica y el apoyo científico y médico de los deportistas de alto nivel, así como para su incorporación al sistema educativo y su plena integración social y profesional.