Teresa Ribera anuncia 20 millones de euros adicionales para las comunidades autónomas que han agotado su presupuesto del MOVES II

Miércoles 3 de marzo de 2021

La vicepresidenta ha realizado este anuncio durante su visita, junto al presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, a las instalaciones de la empresa Power Electronics, ubicada en la localidad de Llíria (Valencia). Ribera ha señalado la importancia de "ir de la mano de la industria" en este proceso de activación de la agenda de transición energética, "que es una agenda de reindustrialización, movilización de inversiones y generación de nuevos modelos de negocio y empleo".

La ampliación de presupuesto de MOVES II permitirá que la Comunidad Valenciana reciba 4 millones adicionales que se suman a los 10,6 que ya ha percibido; Madrid recibirá 7,5 millones más, que se añaden a los 14 millones de su presupuesto inicial; Cataluña recibirá 5 millones extra, sumados a los 16 millones que percibió al inicio; a Aragón se destinarán 2,5 millones adicionales a los 2,8 de origen; y Navarra recibirá 830.000 euros, que se unen a los 1,4 millones iniciales.

Esta apuesta, junto al marco normativo estable que ha desarrollado el Gobierno, permite que España sea un país atractivo para la inversión en capacidades industriales, tanto en electrónica de potencia como en todo el sector de la automoción. Así, entre 2020 y 2021, se ha iniciado o se iniciará la fabricación de nueve modelos diferentes de vehículos eléctricos en el territorio nacional.

La Comunidad Valenciana acogerá una gigafactoría de baterías y un centro de investigación de soluciones de almacenamiento, conformando la llamada Alianza Valenciana de Baterías, que liderará Power Electonics. Esta compañía cerró 2020 con 40 GW de potencia instalada, lo que la sitúa como líder mundial en el ámbito del almacenamiento energético y como primer fabricante de inversores solares en Estados Unidos, Latinoamérica, Reino Unido y España.

En este sentido, Teresa Ribera ha destacado la oportunidad que brindan los fondos de recuperación y el marco normativo del Gobierno para generar cadena de valor en sectores modernos y competitivos, con un gran protagonismo de la I+D+i, que suponga un impulso para la creación de empleo y el fomento de la tecnología más vanguardista.

El objetivo es que esta transformación incremente el peso de la industria nacional en ámbitos clave como la electrónica de potencia o la fabricación de componentes y bienes de equipo del sector de la automoción, de especial importancia en España por su peso en el PIB.

Un año de impulso a la movilidad eléctrica

Pese a la pandemia, 2020 ha sido el año con mayor incremento de la electromovilidad en España. Este aumento se ha producido, especialmente, desde el mes de julio, cuando las matriculaciones han crecido un 85% respecto a 2019, momento que coincide con la entrada en vigor la segunda edición del plan MOVES, que ha actuado como palanca clave en el desarrollo de este tipo de vehículos, y que ya ha comprometido el 60% de los 100 millones con los que se dotó a nivel nacional.

Además, en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, el desarrollo del "Plan de choque para una movilidad sostenible, segura y conectada en entornos urbanos y metropolitanos" cuenta con un presupuesto total de 2.000 millones de euros a 2023, de los cuales el 55% (1.100 millones de euros) se adelantan en los Presupuestos Generales del Estado de 2021.

En este sentido, la vicepresidenta anunció en la Conferencia Sectorial de Energía un nuevo programa MOVES III con una dotación de 400 millones de euros -que cuadriplica el presupuesto de la edición anterior-, ampliables a 800 millones en función del avance del gasto por parte de las comunidades autónomas, y una nueva convocatoria de MOVES Singulares, que contará con un presupuesto de hasta 300 millones de euros para fomentar la innovación industrial, tecnológica y de gestión, así como nuevos modelos de negocio vinculados a la movilidad sostenible como sistemas inteligentes de recarga o "carsharing".

El Plan MOVES II permanecerá en vigor hasta el verano con el objetivo de aportar seguridad al sector, evitando un periodo sin ayudas entre la entrada en vigor del MOVES III y su plan predecesor.

También en el marco del Plan de Recuperación, el despliegue rápido de renovables y la creación de infraestructuras eléctricas inteligentes, almacenamiento y nuevos modelos de negocio cuentan con una dotación para 2021 de 1.900 y 750 millones de euros, respectivamente. Con el objetivo de garantizar la efectividad del Plan y de identificar la situación del mercado y los aspectos más relevantes de los proyectos y actuaciones en estos ámbitos, el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) ha lanzado varias manifestaciones de interés que permitirán optimizar y dimensionar el diseño de las líneas del Plan de Recuperación.

Marco normativo estable

Para facilitar y ofrecer seguridad en el proceso de transición energética, que permitirá mitigar los efectos del cambio climático y activar una recuperación verde, el MITECO ha diseñado un marco normativo estable y factible, que combina la mirada a corto, medio y largo plazo, que aporta señales claras y seguridad a la inversión.

El proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética, que se encuentra en su fase final de tramitación, será una herramienta clave para articular la respuesta de nuestro país ante el cambio climático y para situar la transición energética en el centro de la acción.

Además, el MITECO continúa impulsando el desarrollo ordenado de proyectos renovables, el almacenamiento y la movilidad eléctrica a partir de diversos instrumentos de planificación y con la activación de diferentes líneas de ayuda.

El mes pasado, el MITECO aprobó la Estrategia de Almacenamiento Energético, una herramienta clave para respaldar el despliegue renovable y garantizar la seguridad, calidad, sostenibilidad y economía del suministro, que ofrecerá oportunidades en múltiples ámbitos como la movilidad eléctrica o el autoconsumo.