Está usted en:

Intervención del presidente del Gobierno en funciones en la rueda de prensa conjunta con el secretario general de Naciones Unidas

IFEMA, lunes 2 de diciembre de 2019

Presidente.- Buenos días a todos y a todas y en primer lugar bienvenidos a todos los medios de comunicación, tanto de España como de fuera de España, que habéis acudido a esta Conferencia del Clima.

Comparezco con el secretario general de Naciones Unidas con Antonio Guterres para trasladarles en primer lugar la satisfacción del Gobierno de España porque el comienzo de esta vigésimo quinta sesión de la COP, en la que participan varias decenas de jefes de Estado o de Gobierno, los 196 mejor dicho países parte y más de 29.000 personas se haya desarrollado con la máxima eficacia y diligencia, lo cual es un éxito y quiero además subrayarlo, del conjunto de la sociedad española de sus instituciones, y me gustaría agradecer en primera persona a todos los trabajadores y trabajadoras del Gobierno de España, del Ayuntamiento de Madrid, de la Comunidad de Madrid, de la Delegación de Gobierno y sin duda alguna también de Ifema, por haber hecho posible esta proeza en nada más y nada menos que en un tiempo récord que han sido tres semanas.

Como saben tras la renuncia de Chile, España fue consciente de que la acción sobre el clima no podía esperar, no podía caer en el olvido, ni tampoco en el fracaso y con esta decisión de apoyar a Chile en la celebración de la COP 25 en Madrid España ha querido apoyar algo bien sencillo y es el multilateralismo, que desgraciadamente hoy está puesto en cuestión por algunas algunos actores importantes en el escenario internacional, y también apoyar la agenda del clima asegurando la celebración de la COP 25 en la capital de España.

Está con 25 Es la COP de Chile, lo he dicho en la intervención y me parece que es fundamental subrayarlo, es la COP de Chile y quiero en consecuencia felicitar a un país amigo, a un país hermano, por todo el trabajo desarrollado para que esta Cumbre sea un éxito.

La COP 25 es, además, la COP de América Latina, de la Comunidad Iberoamericana y ha sido en ese espíritu de solidaridad y de corresponsabilidad iberoamericana que quise expresar el apoyo de España. Hoy Madrid más que nunca está en el corazón de Chile, porque España todos los días es América Latina.

Esta cumbre supone el arranque de un año decisivo a partir de dos principios básicos que hemos podido ver también en las intervenciones en la inauguración. El primero es el de la acción y el segundo es el de la ambición, y España, quiero manifestar, está dispuesta a elevar su compromiso con una mayor ambición y también a intensificar el ritmo en la implementación de esa ambición.

En un tiempo récord de organización, como he dicho antes, cuatro semanas, hemos logrado que la COP 25 tenga lugar en las fechas que estaban previstas, y créanme no ha sido fácil, pero lo hemos logrado y además lo hemos hecho con el máximo apoyo político, no solamente institucional al cual antes he hecho referencia, sino también el ver que hoy en Madrid están representados todos los países del mundo muchos de ellos a través de sus jefes de Estado y jefes de Gobierno, para nosotros supone una satisfacción. Celebro también que en un día histórico como el del estreno de las nuevas instituciones europeas hayamos podido contar con la presidenta de la Comisión Europea, con el presidente del Consejo, con el presidente de la Eurocámara y también con el Alto Representante de la Unión Europea, su presencia en Madrid si algo cristaliza es, precisamente, el compromiso y el liderazgo europeo en la lucha contra el cambio climático.

España es un gran aliado del multilateralismo en la lucha contra el cambio climático, es un momento de particular importancia para la credibilidad y la puesta en marcha del Acuerdo de París, el multilateralismo entra en una nueva fase que exige activar, de manera urgente, mayor acción y más implicación de todos los países y la finalidad, lo ha dicho el secretario general en su intervención de la inauguración, es cerrar la brecha que nos separa del objetivo global de limitar el incremento a 1,5 grados respecto a los niveles preindustriales. Este llamamiento es particularmente relevante en el contexto actual, cuando grandes actores internacionales no parecen dispuestos a avanzar para facilitar un resultado en el año 2020.Y los hechos son innegables, y los hechos están ahí. Los cinco veranos más calurosos desde 1500 han tenido lugar en los últimos 15 años, las olas de calor se han multiplicado por 50 desde 1980 y estos son hechos acreditados por la evidencia empírica y también por la ciencia.

España está y estará a la altura de las circunstancias y el Gobierno, cuando tengamos ya definitivamente gobiernos sin funciones, sino con plenas capacidades, quiere asumir compromisos claros en tres ámbitos que me gustaría compartir con todos ustedes.

En primer lugar nos vamos a comprometer a alcanzar la neutralidad climática en el año 2050 y vamos a ir más allá de lo que la Comisión Europea nos exige en cuanto a la reducción de emisiones para el año 2030, vamos a reducir una de cada tres toneladas de las que se emiten en la actualidad lo que va a suponer un 20 por ciento menos que en el año 1990.

En segundo lugar vamos a impulsar un "Green Deal", un Pacto Verde, para que las personas estén en el centro de las políticas de energía, de clima, con una premisa fundamental para un Gobierno progresista como es que la transición energética sea sobre todo justa, que no haya perdedores en esta transformación y sí que haya oportunidades para todos y para todas.

Y por último vamos a incrementar nuestra contribución financiera al Fondo Verde y al Fondo conjunto de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, como muestra de nuestro firme compromiso con las Naciones Unidas y con la agenda multilateral.

Pero seamos conscientes de algo para lograr objetivos es imprescindible que la comunidad internacional actúe y actúe de forma colectiva, y con esta visión me he reunido a lo largo del día de hoy con los líderes europeos, con los líderes, también, de la Comunidad Iberoamericana con un propósito firme y es el de fraguar juntos una estrategia común de cara a crear una alianza de máxima ambición.

Esta mañana en la Cumbre de líderes los jefes de Estado y de Gobierno han presentado sus planes para aumentar sus objetivos de acción climática y también han compartido un gran número de iniciativas en marcha para lograr alcanzar dichos objetivos y elevar el nivel de ambición colectiva Lo que deseo es lo que deseamos el conjunto de la sociedad española, querido secretario general, Y es que esta COP sea un punto de inflexión para evitar algo que has comentado en tu intervención inaugural y que no estemos ante un punto de no retorno en nuestra lucha contra un desafío común para toda la humanidad como es el de la mitigación y la adaptación al cambio climático. Así que muchísimas gracias por su atención gracias también al secretario general por su liderazgo en la acción climática Y tuya es la palabra, querido Antonio.

Antonio Guterres.- Si me permiten voy a hablar en "portuñol", el "porteño"l no es una lengua, porque no tiene ni territorio ni población pero sobre todo no tiene gramática. Yo quiero exprimir mi profunda gratitud a España por la admirable hospitalidad que nos proporciona en esta cumbre y felicitar al Gobierno español por el éxito, extraordinario, de una organización en tiempo récord de una cumbre de forma absolutamente impecable. Yo creo que el conjunto de la presidencia chilena y de la organización española han conseguido un verdadero milagro y son un exemplo del multilateralismo inclusivo que deseamos ver en todo el mundo, con una cooperación internacional sin egoísmos nacionales pero con una ayuda que es absolutamente esencial para que ganemos los desafíos de nuestro tiempo y este clima generado por esta organización impecable y esta hospitalidad tan amiga es un clima esencial para el éxito de la cumbre.

La cumbre tiene negociaciones difíciles Tenemos que concluir la regulación las líneas directrices directivas de la implementación del Acuerdo de París, con su artículo sexto, y es esencial buena voluntad de todas las partes para llegar a ese acuerdo, que es absolutamente esencial para la implementación total del Acuerdo de París. La organización, impecable, de la cumbre crea en mi opinión todas las condiciones para una negociación positiva que permita el éxito de la Agenda de la conferencia.

Pero más importante que las negociaciones es el hecho que esta cumbre tenga la capacidad de dar un impulso muy fuerte a la acción climática. Lo que yo desearía es ver todos los Gobiernos hacer lo que acaba de hacer el Gobierno español. Afirmar aquí que los compromisos asumidos en París van a ser fortemente aumentados con una mucho mayor determinación en materia de mitigación, en materia de adaptación, y en materia de financiación Y el exemplo español en relación con la reducción de las emisiones, en relación con la neutralidad carbono en 2050 y en relación con el apoyo a los países en desarrollo en materia de mitigación y adaptación, el exemplo español es para nosotros extremamente importante porque es lo que necesitamos se haya hecho por todos los países del mundo, y sobre todo por los países que son los emisores más importantes de los de los gases de estufa y que, hablemos con sinceridad, son los que están más retrasados en la asunción de los compromisos necesarios para que ganemos la guerra contra el cambio climático Muchas gracias a España, muchas gracias al Gobierno español, muchas gracias a la presidencia chilena, todas las condiciones están creadas para hacer de esta cumbre un éxito, ahora es con los delegados la función esencial de garantizar que el éxito se haya una realidad.

P.- Daniel Dombey, Financial Times. Secretario general, si pudiera simplemente pedirte que desarrolles tus comentarios recientes cuando hablabas de la necesidad de actuar, puedes concretar cuál es la acción que buscas y si será suficiente si EEUU abandona el proceso como ha anunciado el presidente Trump, y para el presidente del Gobierno. Cuando usted hizo referencia hoy a un puñado de fanáticos ¿a quién se refería? ¿Se refería al presidente Trump? Gracias

Antonio Guterres- Como ya he dicho vemos ya una fuerte determinación de muchos Gobiernos, pero también de muchos actores de la comunidad empresarial, en la sociedad civil, en las ciudades, en las regiones, vemos mucho compromiso. El problema es que los mayores emisores, los países que tienen mayores emisiones de gases de efecto invernadero se están quedando atrás.

Algo muy importante que ha ocurrido hoy cuando la presidente de la Comisión Europea ha anunciado que la Comisión presentara un Pacto Verde y que Europa está decidida a lograr la neutralidad de carbono para el 2050 y una reducción dramática en las emisiones de 2020 a 2030. Las condiciones necesarias para lograr que la temperatura no suba más de 1,5 grados a finales del siglo. Y creo que con Europa defendiendo esta postura hay opciones de una negociación exitosa con otros actores claves como EEUU, China, India, Japón y necesitamos que esa negociación tenga lugar en 2020 para estar seguros de que seremos capaces de derrotar exitosamente el Cambio Climático.

Todo será importante, pero esto no es solo un asunto gubernamental, es también un asunto de opinión pública, de la juventud, de la comunidad empresarial, de la sociedad civil, de las ciudades, las regiones, y vemos por todas partes un dinamismo nuevo, una determinación nueva que me hace ser optimista, pero no totalmente confiado, porque hay un largo camino que recorrer todavía, y estamos aún por detrás del Cambio Climático.

Presidente.- En esta inauguración hemos visto precisamente al presidente del PPC trasladar las conclusiones científicas que la ciencia aporta a los efectos que tiene el cambio climático sobre el conjunto de la sociedad y sobre el conjunto del planeta.

Y en ese sentido, lo que quería hacer es una referencia, también explícita, a algo que ha dicho el secretario general; y es que al final cada vez son más los jóvenes, cada vez es más la sociedad articulada, no solamente las asociaciones sino también las empresas, los ayuntamientos, los Gobiernos autonómicos, los Gobiernos estatales, en función en definitiva de las estructuras que pueda tener cada uno de los países en los que están empujando a los líderes políticos a tomar un compromiso mucho más explícito, mucho más ambicioso, en la lucha contra el cambio climático. En las dos cosas: en la mitigación y en la adaptación, y en ese sentido quería hacer primero, una reivindicación de la ciencia, de la aportación de la ciencia, a la lucha contra el cambio climático, y en segundo lugar, una reivindicación a todos aquellos movimientos sociales, que especialmente, han hecho durante estas últimas décadas una labor, en muchas ocasiones, silente, minoritaria, precisamente para poner en la agenda política de todos los Gobiernos la acción climática y no lo digo en negativo, lo digo en positivo, es decir, cada vez son más los mandatarios, cada vez son más los líderes políticos, los que están asumiendo esa hoja de ruta de acción climática. Es lo que pretendía reivindicar con esa afirmación.

P- Marisol Hernández, de "El Mundo". Señor presidente, aunque estamos en la Cumbre del Clima le quiero preguntar por la situación política española, porque en las últimas dos semanas apenas hemos tenido oportunidad de escucharle Y Esquerra ha insistido en que quiere negociar con el PSOE la soberanía de Cataluña y no hablar de competencias. Me gustaría saber cuál es la oferta que usted va a hacerle a Esquerra. ¿Hasta dónde está dispuesta a llegar? Y también ¿si todavía contempla la posibilidad de una investidura antes de Navidad o ya está pensando en enero?

Presidente- Lo que nos convoca hoy aquí es la acción climática, esa lucha contra el Cambio Climático en su adaptación y en su mitigación y es evidente que esto es algo que está promoviendo y liderando Naciones Unidas y que nosotros hemos asumido, desde hace ya 15 meses, después de la moción de censura y posteriormente en toda nuestra acción política.

Hace pocos días, además, el Parlamento Europeo ha declarado la emergencia climática. Por lo tanto estamos hablando de temas bien importantes y a nadie se le escapa precisamente la emergencia, la urgencia, en cuanto al compromiso de los distintos Gobiernos para luchar contra esa emergencia climática.

Por tanto, es urgente contar con herramientas públicas y también con herramientas individuales y para eso necesitamos, en primer lugar y ante todo, un Gobierno en España. Tuvimos elecciones del pasado 28 de abril, hemos tenido elecciones el pasado 10 de noviembre. Los españoles han hablado claro. Quieren que gobierne el Partido Socialista y quieren, además, que lo hagan con un Gobierno en minoría y eso es lo que ha hecho el Partido Socialista después del 10 de noviembre. Ha intentado entenderse con aquellas fuerzas políticas semejantes, como por ejemplo, Unidas Podemos, pero a mí me gustaría sobre todo y ante todo subrayar algo bien importante; y es que el desbloqueo y la gobernabilidad de España no depende solamente del Partido Socialista, ni tampoco de Unidas Podemos. Depende de todos, de todas las fuerzas parlamentarias. Si no hay una alternativa, a la propuesta de Gobierno que ha hecho el Partido Socialista con Unidas Podemos, la reflexión después de dos procesos electorales, que me gustaría hacer a los líderes del resto de fuerzas políticas, es esa: que el desbloqueo, la gobernabilidad es una cuestión que depende de todas las fuerzas políticas. Que España necesita un Gobierno ya, porque tenemos que hacer frente a grandes desafíos, que tienen que ver con la emergencia climática, que es lo que nos está convocando hoy aquí, pero también la digitalización, el empleo, la sostenibilidad de las pensiones, la lucha contra la desigualdad, la lucha contra la violencia de género.

n definitiva, poner en marcha la agenda política que han votado los españoles. El pasado 10 de noviembre, los españoles votaron a sus representantes, sí, pero sobre todo y ante todo, votaron que hubiera un Gobierno. Por tanto, creo que esa es la responsabilidad que me gustaría, por encima de las siglas, apelar al conjunto de actores políticos, que dejemos atrás el bloqueo y que facilitemos el Gobierno de España, que hace falta no solamente para las cuestiones más cotidianas y urgentes de nuestra agenda doméstica, sino también para afrontar desafíos tan graves y tan elocuentes como el que hoy empezamos a debatir en esta Cumbre del Clima.

P- María Julia Arana de Comunicarse, de la prensa chilena. Antes que nada me gustaría mencionar que acá mi colega tiene ya cinco COPs, y yo dos y esta es la primera vez que no nos han dado un espacio de prensa para levantar la mano, que nos han hecho organizarnos para elegir quienes van a preguntar, no en solamente este evento, sino en otros, así que quería mencionar eso, porque la verdad es la primera vez que nos pasa y no creemos que sea justo para el resto de los periodistas. Para el señor Gutiérrez. Sabe que América Latina es una región muy dependiente de los combustibles fósiles y del extractivismo y al mismo tiempo tenemos muchos desafíos sociales, mismo este año ha habido muchos conflictos en nuestra región debido a la quita de subsidios a cambios en el transporte público y entonces estamos ante una pregunta de qué hace Naciones Unidas o qué puede hacer Naciones Unidas para apoyar a nuestra región para enfrentar estos desafíos con equidad y lograr la transición, porque estamos viendo que es fuerte el peso de los combustibles fósiles. Hoy vemos en los medios españoles, en todas las portadas de los medios españoles, que la principal empresa de combustibles fósiles de España está en la portada y entonces estamos diciendo ¿Este cambio es real, es un compromiso real? ¿Y cómo podemos lograrlo?

Antonio Guterres.- Yo creo que es absolutamente posible un modelo de desarrollo económico que sea sostenible e inclusivo. Que dé respuesta a las necesidades de la generación actual, con justicia social, y respuesta a las necesidades de las futuras generaciones con una lucha efectiva contra el Cambio Climático. Pero hay que ser inteligente en la adopción de las medidas, Vvamos a dar algunos ejemplos:

Hoy tenemos muchos subsidios a los combustibles fósiles, es verdad, ¿Quién paga esos subsidios? Nosotros, con nuestros impuestos, es perfectamente posible que en algunos países esos subsidios se destinen a grupos sociales que son grupos sociales con problemas que necesitan respuesta, pero la experiencia que tengo en el gobierno de mi país, es que es mejor subsidiar a las familias con necesidad que subsidiar a los combustibles fósiles, y de esa forma se garantiza de un lado una política sostenible del punto de vista climático y una política inclusiva del punto de vista de la justicia social, porque muchas veces estamos subsidiando a los ricos y no a los que necesitan verdaderamente de apoyo.

El mismo cuándo podemos aplicar un impuesto sobre el carbón, si el dinero que recibimos del impuesto sobre el carbón es utilizado para reducir el impuesto sobre la renta, sobre todo la renta de los salarios, estamos ganando en dos dimensiones. Estamos ganando la aprobación climática y estamos ganando la dimensión de la justicia social, del empleo y de la promoción de los derechos de los trabajadores. Y lo que me parece también más importante es reconocer que en cualquier transición hay siempre gente que está afectada negativamente, yo tengo hoy la clara idea que la economía verde es más rentable que la economía del pasado, pero es verdad que habrá seguramente algunas áreas que van a sufrir. Entonces es por eso que somos también al favor de una transición justa, y ahí España ha liderado el grupo de países que han creado la Coalición para los impulsores sociales y políticos que exactamente tiene la preocupación de definir un conjunto de políticas que acompañando la transición para la economía verde, apoyen a los sectores sociales afectados, con puestos de trabajo, con una educación al largo de la vida, con redes sociales capaces de les garantizar que ellos no sean abandonados por la política de transición que está hecha. Y eso es verdad para todas las transiciones, es verdad para la transición climática, es verdad para la transición digital, es verdad para toda la modernización de la economía, hay siempre sectores en que se pierde algo. Hay que aplicar las políticas sociales necesarias para apoyar a las personas afectadas negativamente, sabiendo que la mayoría de la población beneficia con la transición y con el cambio.

Y para mí es muy importante que España sea uno de los dos países líderes en el marco de los impulsores sociales e políticos que han trabajado para la cumbre de Nueva York e continúan trabajando para que las políticas de transición sean justas.

P.- Iñaki Aguado del grupo Mediaset España. Hola buenas tardes presidente voy a continuar con la cuestión de la situación política nacional, entre otras cosas porque usted nos acaba de decir que llama a la responsabilidad de todos los actores políticos para salir del bloqueo y que España tenga un Gobierno cuanto antes, ustedes nos han dicho varias veces que quieren un Gobierno antes de Navidad, no se si siguen manteniendo esa esperanza de que sea posible tener un Gobierno antes de Navidad, y en cualquier caso, si las negociaciones con Esquerra Republicana de Catalunya fracasan, si las exigencias en esa negociación son inasumibles ¿existe la posibilidad de abrir la vía Partido Popular y Ciudadanos o eso no es posible y estaríamos abocados a unas terceras elecciones?

Presidente.- Gracias Iñaki. Lo primero de todo es que lo que no puede haber, y no habrá, serán terceras elecciones. Yo lo dije antes de las elecciones del pasado 10 de noviembre, el Partido Socialista iba a asumir su responsabilidad y en 48 horas iba a ofrecer una alternativa de desbloqueo al país y de formación de Gobierno. Y esto es lo que hicimos, llegamos a un acuerdo o preacuerdo en este caso con una fuerza política a la izquierda del Partido Socialista que es Unidas Podemos, eso son 155 escaños, hasta 176 hay unos cuantos que tenemos que recorrer, es cierto también que en un Parlamento cada vez más fragmentado, como el que hemos tenido después de las elecciones del 10 de noviembre hay una un importante número de partidos políticos, con fuerzas parlamentarias diversas, es decir desde un escaño hasta seis escaños como el del Partido Nacionalista Vasco o el del Partido Regionalista Cántabro, que han dicho que no van a bloquear la situación y que van a facilitar la formación de un Gobierno, en este caso del Partido Socialista con Unidas Podemos. Es decir estamos muy cerca de los 176 escaños y por tanto creo que el planteamiento que ha hecho el Partido Socialista de entendimiento con distintas fuerzas políticas, no solamente de izquierda sino también fuerzas políticas más vamos a llamarlas social conservadoras, creo que ha sido lo suficientemente positivo como para poder construir una mayoría parlamentaria que permita; uno echar a andar la legislatura y dos contar con una estabilidad parlamentaria lo suficientemente razonable como para empezar a poner en marcha mucha de la agenda política progresista que queremos poner en marcha en España durante los próximos cuatro años.

Por ejemplo la transición ecológica o por ejemplo seguir implementando, como bien ha dicho antes el secretario general, esa transición ecológica que tiene que ser justa.

Durante estos últimos 15-16 meses hemos logrado cosas que a lo mejor hace un año o dos años podrían ser inimaginables y es ver a la ministra de Transición Ecológica firmar con las empresas y por ejemplo con los sindicatos mineros distintos acuerdos precisamente para garantizar una transición justa de comarcas que se van a ver damnificadas como consecuencia del cierre de minas o el cierre de centrales térmicas, como estamos desgraciadamente ahora mismo sufriendo en España, y que necesitan lógicamente de un amparo, de una de una seguridad por parte de las administraciones públicas.

Nosotros estamos anticipando todos esos escenarios, estamos anticipando esas respuestas y lo estamos haciendo, además, de la manera que solamente nosotros sabemos entender la política y es gracias a los acuerdos y gracias al consenso de los sectores afectados. Por lo tanto nosotros queremos que haya un Gobierno cuanto antes, no le quiero poner ninguna fecha, no sé si debe ser el 12 de diciembre, el 20 de diciembre o el 8 enero, no lo sé. Creo que es importante subrayar lo siguiente y es que España necesita un Gobierno cuanto antes, y que la formación del Gobierno sin duda alguna es algo que interpela a la primera fuerza política del país, que es el Partido Socialista, y así lo hemos hecho ofreciendo una alternativa de gobernabilidad que creemos es sensata, y ahí están los ejes, los diez puntos del preacuerdo, pero insisto con lo que he dicho antes, y es que la formación del Gobierno de España tal y como está la investidura en nuestro país donde hay síes, noes y abstenciones, no solamente depende del Partido Socialista, depende de todas las fuerzas políticas y por tanto creo que la llamada que me gustaría hacer a todos los representantes políticos y a los líderes políticos del resto de formaciones, es que después de dos elecciones el pasado 28 de abril y el 10 de noviembre, donde los españoles claramente y rotundamente, han dicho que es el Partido Socialista quien tiene que gobernar el país, la pregunta que habrá que hacerles es por qué continúan en el bloqueo, qué alternativa ofrecen al país. Porque el Partido Socialista ha ofrecido una con diez puntos, con una agenda progresista, y con la formación de un Gobierno, por primera vez de coalición en la historia democrática de nuestro país. Por lo tanto creo que más allá de las fechas, más allá, lógicamente, de las negociaciones lo importante es que todos los actores políticos que mañana vamos a empezar a echar andar la legislatura con la Constitución del Congreso y del Senado seamos conscientes de que tienen que aportar todos al desbloqueo y a la Gobernabilidad de nuestro país, nadie está pidiendo a ningún partido político que renuncie a ser alternativa del Partido Socialista o del Gobierno del Partido Socialista, al contrario, lo único que estamos proponiendo es que asuman cada uno de ellos su responsabilidad, desbloqueen la situación política en nuestro país y permitan que haya un Gobierno en España más pronto que tarde, ese es sin duda alguna el ánimo con el que nosotros afrontamos la investidura, y cuando formalmente, esperemos, el jefe del Estado le diga al Partido Socialista de nuevo que tenemos que liderar esas negociaciones, espero encontrar la responsabilidad y la generosidad del resto de formaciones políticas para que España, esta vez sí, tenga Gobierno.

Desde luego lo que le puedo garantizar es que por parte del Partido Socialista vamos a actuar y acudir a esas conversaciones con él con ese ánimo y desde luego lo que queremos no solamente es conseguir la investidura, sino también forjar alianzas parlamentarias que nos permitan abordar los grandes desafíos que tiene el país y que algunos de ellos lógicamente tienen que ser respondidos con la aprobación de unos Presupuestos General del Estado, porque llevamos ya unos cuantos años con unos presupuestos prorrogados.

(Transcripción editada por la Secretaría de Estado de Comunicación)