• Enviar

Intervención y respuesta del presidente del Gobierno en la sesión "Acceso al mercado laboral" en la Cumbre Social de la Unión Europea

Gotemburgo (Suecia), viernes 17 de noviembre de 2017

INTERVENCIÓN DEL PRESIDENTE DEL GOBIERNO

España sufrió una crisis económica descomunal: cinco años de crecimiento económico negativo, se perdieron muchísimos empleos, tuvimos una enorme crisis financiera, un déficit público por encima del 10 por 100 y un problema de competitividad de la economía muy grande. El objetivo, cuando llegamos al Gobierno, era cambiar esto, pasar al crecimiento económico y al empleo, y, por fortuna, eso se ha conseguido, porque España ya lleva cuatro años de crecimiento económico, los tres últimos por encima del 3 por 100, y está creando algo más de quinientos mil puestos de trabajo al año.

Sobre al acceso al mercado de trabajo voy a comentar tres ideas solo:

- Primera, lo más importante para que la gente pueda trabajar es hacer una política económica que conduzca a un crecimiento fuerte, equilibrado y sostenible. Si eso no es así, no hay nada que hacer y para eso hay que hacer, fundamentalmente, dos cosas: primera, tener unas cuentas públicas saneadas y que generen confianza, y, en segundo lugar, reformas estructurales y me voy a referir a una. La reforma del mercado laboral es muy importante para que las empresas se puedan adaptar a los cambios en el ciclo económico: para que contraten cuando hay crecimiento y para que tengan alternativas al despido cuando no hay crecimiento. Eso en España ha funcionado. Por tanto, cuentas públicas saneadas y reformas estructurales.

- Segundo comentario, es muy importante atender a la educación, la formación continua y las políticas activas de empleo para favorecer el acceso al mercado laboral de aquellos colectivos con mayores dificultades, fundamentalmente parados de larga duración o jóvenes; y, en segundo lugar, para aprovechar las oportunidades que ofrecen la digitalización y el cambio tecnológico. Nosotros estamos poniendo en España el acento en este tema. Aún tenemos una tasa de paro juvenil muy elevada, pero están mejorando, y mucho, las cosas respecto a la situación anterior.

- El tercer comentario que quiero hacer es qué debe hacer Europa. Apunto dos ideas: primera, favorecer la movilidad de los trabajadores eliminando trabas existentes. Yo propongo trabajar para garantizar la portabilidad de derechos, por ejemplo las pensiones; mejorar el reconocimiento de títulos y cualificaciones profesionales, y aumentar la integración y compatibilidad de los sistemas educativos. En segundo lugar, los fondos estructurales, que tienen también un papel muy importante para el crecimiento y el empleo. Programas como la Iniciativa de Empleo Joven o los programas del Fondo Social Europeo son uh ejemplo muy positivo. Por ello, creo que la Unión Europea debe seguir impulsando las políticas de cohesión como instrumento para avanzar en la convergencia económica y social.

RESPUESTA DEL PRESIDENTE DEL GOBIERNO

Yo he aprendido mucho y siempre es interesante conocer diferentes puntos de vista.

Quería hacer un comentario solo sobre dos asuntos de los que se han tratado aquí. El primero, en relación con las intervenciones de los primeros ministros de Malta y de Holanda, que tenían su consecuencia después de una intervención de un representante --he entendido-- de los empresarios de aquí, de Suecia. En las escuelas pueden enseñar idiomas, conocimientos, que es muy importante, y tecnologías; pero lo que es difícil que puedan enseñar las escuelas es carácter. Luego, en la vida, hay muchas cualidades que son puramente personales, que son muy importantes para encontrar un trabajo; por ejemplo, la fortaleza mental, el saber superar las dificultades, tener mano izquierda o saber trabajar en equipo. Eso también es muy importante. Por tanto, lo dejo ahí.

Hay un segundo comentario que quería hacer sobre el Pilar Social y sobre la necesidad de que ese Pilar Social venga precedido de crecimiento económico y de creación de empleo. Aquí hemos escuchado hablar de guarderías gratis, de rentas de inserción para cualquier persona, de toda suerte de ayudas. Yo estoy a favor de todo eso; el problema es que, como le pasa a cualquiera que esté en el Gobierno, tiene que manejar un presupuesto. Los empresarios dicen, con razón, "no me suba demasiado los impuestos" y hay otros que lo que quieren es que aumenten los gastos de manera indefinida. Entonces, vamos a ver si somos capaces de hacer un equilibrio.

Europa sigue siendo la primera región del mundo en términos de ocuparse de las personas: sistema de sanidad, sistema educativo, sistema de pensiones… Todo eso en el resto de países del mundo no existe. Entonces, seamos conscientes de las cosas buenas e importantes que tenemos en Europa, porque en el resto del mundo no existen y, a partir de ahí, iremos mejorando en la medida de nuestras posibilidades.

Pero sin crecimiento económico es absolutamente imposible hacer nada más que discursos.