Está usted en:

Palabras del presidente del Gobierno en su visita a la Fundación Tomillo

Madrid, jueves 23 de julio de 2015

Muy buenos días a todos. Yo lo primero que quiero es dar las gracias por estar aquí, por este recibimiento que me habéis brindado.

Realmente, para nosotros, los que gobernamos, esto es muy útil. Has hablado de números y a veces, efectivamente, hablamos mucho de números y estamos pendientes de eso que se llama la macroeconomía, a lo que hay que atender porque, si no se arreglan las grandes cifras, luego es muy difícil arreglar lo que son los problemas reales de la gente. Pero a mí me ha reconfortado mucho venir hoy aquí.

Al final, lo que es un país no es lo que un Gobierno decide. Las decisiones de los Gobiernos son importantes, ya sea en un Ayuntamiento, una Comunidad Autónoma o el propio Gobierno de la nación; pero un país es lo que es su gente y todo el mundo tiene que aportar. Aquí estamos hablando de empleo que, a fin de cuentas, es algo capital para la vida de la gente y para un país. Quien tiene un empleo tiene una gran ayuda para llevar adelante un proyecto de vida; quien tiene un empleo cotiza a la Seguridad Social, mantiene las pensiones; quien tiene un empleo paga su impuesto, consume y sostiene la sanidad, la educación… Eso es la clave y donde está el eje de la convivencia entre la gente.

Pero decía antes que las cosas no las hace sólo el Gobierno, sino que las hace el conjunto de la sociedad. De hecho, el Gobierno no crea empleo; el empleo lo crean los emprendedores, las empresas, las grandes, las pequeñas, las medianas, las que tienen dos personas trabajando o las que tienen cinco mil. El Gobierno lo que hace o lo que debe hacer es generar condiciones para que la gente, la sociedad, cree empresas y, por tanto, cree empleo.

Lo que se hace aquí es muy importante y, como acabamos de oír, hoy es capital la formación. Cuanto mayor sea la cualificación y cuanto mejor sea la formación, más posibilidades hay de encontrar un empleo y más posibilidades hay de encontrar un buen empleo.

Antes estábamos comentando que hace pocas fechas nos dieron un papel allí, en una reunión de jefes de Gobierno en la Unión Europea, donde decía que en el último año había novecientos mil puestos de trabajo que no se cubrieron en el sector digital porque no había personas, lo cual es algo verdaderamente increíble. Europa es muy grande, pero novecientos mil puestos de trabajo son ciertamente muchos.

Por eso, lo que se hace aquí, la orientación, la intermediación y la formación, es capital y ése es uno de los grandes retos que tenemos por delante aquí y, desgraciadamente, en otros muchos países del mundo. Al final, el estar bien formado, el saber hacer las cosas, el tener aguante y el ponerle voluntad es muy importante en la vida.

Insisto, yo estoy muy reconfortado. El país no se hace solo, se hace con el esfuerzo y con el trabajo de mucha gente, y lo que aquí estáis haciendo creo que es muy decisivo para mucha gente, jóvenes sobre todo, pero también para otra gente que no lo es tanto y que, realmente, tiene luego posibilidades en la vida y ayuda a construir un país mejor.

Así que muchísimas gracias por atenderme. Me ha sido tremendamente útil, porque las cosas vistas sobre el terreno se ven…, uno las puede intuir, pero se ven con mucha mayor claridad.

Gracias.

Más Información