Está usted en:

Coronavirus COVID-19

Sánchez destaca que el ingreso mínimo vital protegerá a quienes más están sufriendo la crisis del COVID-19

Congreso de los Diputados, Madrid, miércoles 29 de abril de 2020

En la sesión de control al Ejecutivo en la Cámara Baja, Sánchez ha repasado las actuaciones que el Gobierno está llevando a cabo en tres ámbitos fundamentales ante la "gravísima" situación económica y social que sufre España como consecuencia de la pandemia.

El primero y más urgente es la triple "red de seguridad" creada para proteger a las empresas, los trabajadores y las familias. El presidente ha recordado que se han comprometido hasta 100.000 millones de euros para garantizar a través de las líneas ICO la liquidez de las empresas, sobre todo de las pymes y los autónomos, que concentran el 98% de esa financiación.

En el caso de los trabajadores, los ERTE están beneficiando a más de 3,5 millones de empleados, mientras la prestación por cese de actividad ha alcanzado ya a un millón de trabajadores autónomos. El jefe del Ejecutivo se ha referido también a las prestaciones dirigidas a colectivos que no contaban con ellas, como es el caso de los trabajadores eventuales que, según recoge la última Encuesta de Población Activa, han sido los primeros expulsados del mercado laboral.

Respecto a las medidas para paliar la situación de precariedad que atraviesan muchas familias, Sánchez ha mencionado las ayudas para la vivienda, ya sea en propiedad o en alquiler, y los bonos sociales para el pago de la luz y el agua.

El segundo eje de la labor del Gobierno frente al COVID-19 se concreta en el plan para la desescalada que ayer aprobó el Consejo de Ministros. El objetivo -ha señalado el presidente en el Congreso- es "poner de nuevo al país en marcha mientras salvamos vidas y garantizamos la salud pública de los ciudadanos".

La reconstrucción social y económica constituye el tercer ámbito de actuación del Ejecutivo. Sánchez ha insistido en que esta tarea debe llevarse a cabo tanto en Europa como en España y con la aportación de todos: "Eso es lo que demanda, anhela y necesita el conjunto de la sociedad española".

Reforzar el Estado del bienestar

Congreso de los DiputadosEn respuesta a la cuestión formulada por el diputado Pablo Casado, del Grupo Parlamentario Popular, el presidente ha reiterado que el Gobierno no va "a dejar a nadie atrás" en esta crisis.

La situación actual -ha manifestado- no va a servir como excusa para abandonar agendas como la de la transición ecológica justa y la reforma del sistema fiscal o para recortar el Estado del bienestar, precarizar las relaciones laborales o abandonar a quienes están sufriendo con más contundencia los efectos del parón de la actividad económica.

En este sentido, Pedro Sánchez ha remarcado que el Gobierno ha acordado adelantar uno de sus compromisos de legislatura, el ingreso mínimo vital. "Esperamos que en este mes de mayo podamos poner en marcha ese nuevo pilar del Estado del bienestar, precisamente para aquellas personas que más están sufriendo y que menos protegidos están como consecuencia de esta crisis", ha asegurado en su respuesta al diputado Íñigo Errejón, del Grupo Parlamentario Plural.

"Nosotros empatizamos con la demanda de justicia social por parte de la ciudadanía", ha afirmado el presidente.

Tarea compartida

A la pregunta planteada por el diputado Edmundo Bal, del Grupo Parlamentario Ciudadanos, sobre la gestión de la crisis sanitaria, Pedro Sánchez ha contestado que ningún gobierno del mundo, europeo o autonómico puede presumir de no haber cometido errores. "Hemos acertado en algunas cuestiones y hemos errado en otras", ha dicho Sánchez, que ha añadido que "los errores del Gobierno de España los asumo en primera persona".

El presidente del Gobierno, durante el minuto de silencio en recuerdo de los fallecidos por el COVID-19Congreso de los DiputadosAdemás, el jefe del Ejecutivo ha sostenido que todos los países han respondido tarde ante la pandemia del COVID-19, pero que "España actuó antes" a la hora de decretar el estado de alarma en función del número de contagios que registraba en ese momento.

En su intervención en la Cámara Baja, el presidente ha animado a compartir entre todos tanto ese necesario ejercicio de autocrítica como la tarea de reconstrucción social y económica que exige el país, porque "todavía no hemos vencido a la pandemia, aunque la hayamos controlado gracias a las medidas que ha tomado el Gobierno de España, entre otros".