El presidente constata el esfuerzo y la implicación de España con la COP25

Sánchez comprueba in situ los últimos detalles de una Cumbre del Clima organizada en tiempo récord

Madrid, sábado 30 de noviembre de 2019

Durante su visita, el presidente del Gobierno en funciones ha constatado el esfuerzo y la implicación de España con la COP25, una Cumbre que se ha organizado en un tiempo récord, gracias a una apuesta del propio presidente que se ha ofrecido a acoger esta Cumbre como una muestra más del compromiso del Gobierno de España con el cambio climático y los objetivos de desarrollo sostenible recogidos en la Agenda 2030 de Naciones Unidas.

Tras la renuncia de Chile por la situación que se vive en el país, España ha sido consciente de que la acción sobre el cambio climático no podía esperar, y en esta extraordinaria situación la prioridad ha sido apoyar la agenda climática y el multilateralismo, en un momento en que este está amenazado, asegurando la celebración de la COP25, y ofreciéndose a acogerla en Madrid, bajo la presidencia chilena, en las mismas fechas previstas originalmente.

Esta Cumbre supone el arranque de un año decisivo para la ambición climática global, en el que España, como país de la comunidad iberoamericana, quiere forjar el camino de la implementación de esa ambición y convertir a Madrid, a Chile, y a toda América Latina, en las capitales solidarias del cambio.

Las instalaciones que acogerán la COP25 ocupan más de 100.000 metros cuadrados, ubicados en siete pabellones de IFEMA, y, para que todo esté a punto el próximo lunes, se ha contado con seis mil profesionales y dos mil voluntarios. Para participar en la Cumbre se han inscrito ya cerca de 30.000 personas.

La organización de este evento ha supuesto una inversión por parte del Gobierno de España de unos 50 millones de euros, una cifra que está en la horquilla de los 37 millones que ha supuesto la COP más barata y los 178 de la Cumbre de París de 2015. El retorno económico se estima que superará los 200 millones de euros.

Una Cumbre clave para una acción climática más justa e inclusiva

El Gobierno de España impulsado por su presidente Pedro Sánchez, la presidencia chilena ostentada por la ministra de Medio Ambiente, Carolina Schmidt, y Naciones Unidas bajo la dirección de su secretaria ejecutiva para el Cambio Climático, Patricia Espinosa, trabajan sin descanso para que la COP25 sea una Cumbre clave para lograr un movimiento de acción climática global más justo e inclusivo.

Contará con la presencia de delegaciones de 196 países, medio centenar de jefes de Estado y de Gobierno, los más altos representantes de las tres instituciones de la Unión Europea, la presidenta de la Comisión y los presidentes del Parlamento y del Consejo Europeo y los máximos representantes de instituciones internacionales como la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos o el Banco Interamericano de Desarrollo.