Rueda de Prensa

Viernes 7 de marzo de 2003

Vicepresidente.- Señoras y señores, muy buenos días y muchas gracias por su asistencia.

Voy a dar lectura a la Referencia del Consejo de Ministros que ha aprobado en su reunión de hoy el Proyecto de Ley General de Telecomunicaciones para su remisión a las Cortes Generales. El nuevo Proyecto tiene como finalidad profundizar en las medidas aperturistas, consolidando así un mercado de las telecomunicaciones en libre competencia en nuestro país, que se inició el 1 de diciembre de 1998. Asimismo, se va a incorporar al ordenamiento jurídico español la nueva normativa aprobada por la Unión Europea en marzo del año 2002.

La puesta en marcha de esta nueva regulación redundará en importantes ventajas para los usuarios, tanto porque se abre aún más la posibilidad de elección de operador, como porque va a permitir mejorar las condiciones económicas y de calidad de los servicios.

Entre las principales novedades voy a citar las siguientes:

Se simplificarán los trámites administrativos y con la nueva Ley cualquier empresa podrá actuar como operador en el mercado con sólo comunicarlo con carácter previo a la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones, sin necesidad de obtener una autorización administrativa para ello tal y como se requería hasta ahora.

Se recogen nuevos derechos para los usuarios, como el derecho a impedir, mediante un procedimiento sencillo y gratuito, la identificación de llamada y el derecho a no recibir publicidad mediante llamadas automáticas, mensajes de fax o correo electrónico, salvo que el usuario manifieste su consentimiento.

Se introduce un régimen sancionador más estricto al disminuir la intervención administrativa. Asimismo, se establecen sanciones mayores para los operadores en caso de infracciones graves y se introduce, además, una nueva multa de 60.000 euros a los representantes legales o a las personas que integran los órganos directivos que hayan intervenido en las infracciones cometidas por sus empresas.

En próximas fechas el Ministerio de Ciencia y Tecnología presentará con más detalle esta Ley.

Asimismo, el Consejo ha presentado diversas iniciativas relacionadas con el Ministerio de Trabajo de las cuales les dará cuenta a continuación el Ministro Eduardo Zaplana. Entre estas medidas cabe destacar que el Consejo ha aprobado el IV Plan de Igualdad de Oportunidades entre hombres y mujeres, que contiene políticas y actuaciones específicas para asegurar la igualdad real y efectiva de oportunidades.

Por otra parte, el Consejo ha aprobado un nuevo Reglamento de ayudas y resarcimiento a las Víctimas del Terrorismo que mejora y amplía el catálogo ya existente. El texto señala que el Estado resarcirá los daños corporales, los gastos en razón de tratamiento médico y los daños materiales causados como consecuencia de delitos de terrorismo.

Entre las principales novedades, se establecen por primera vez ayudas sobre daños causados en sedes de partidos políticos, sindicatos y organizaciones sociales; también se contempla como novedad el resarcimiento por daños en viviendas no habituales en un 50 por 100 y, en lo que se refiere a ayudas extraordinarias, se incluyen los perjuicios económicos causados a personas que habiendo sido objeto de amenazas sufren ataques en sus bienes o en sus propiedades. Asimismo, se amplía del 50 al 100 por 100 el resarcimiento por daños materiales en establecimientos mercantiles o industriales y se modifica igualmente la cuantía de los daños ocasionados por actos terroristas en vehículos particulares de transportes o mercancías.

En otro orden de cosas, el Consejo ha acordado solicitar a las autoridades francesas la extradición del miembro del GRAPO Manuel Pérez Martínez.

También se ha aprobado un Real Decreto por el que se establece un nuevo Reglamento del Registro General de la Propiedad Intelectual. En la actualidad se hacía necesario un nuevo Reglamento en esta materia más acorde con las competencias asumidas por las Comunidades Autónomas. El texto aprobado flexibiliza los requisitos de acceso y consolida el carácter del Registro como un mecanismo administrativo de tutela de los derechos. Entre las novedades más importantes de este Reglamento, hay que destacar que se simplifican y abaratan las inscripciones y se permite la inscripción de producciones multimedia y de páginas web.

En el área de Fomento el Consejo de Ministros ha autorizado el contrato de las obras de plataforma de la Línea de Alta Velocidad Madrid-Castilla-La Mancha-Comunidad Valenciana-Región de Murcia en dos nuevos tramos: en la provincia de Valencia y en la Región de Murcia. La longitud total es de 15,4 kilómetros y el presupuesto conjunto supera los 92 millones de euros. La construcción de la Alta Velocidad Madrid-Castilla-La Mancha-Comunidad Valenciana-Región de Murcia se incluye, como ustedes saben, en el Plan de Infraestructuras 2000-2007.

El Consejo, además, ha ratificado las actuaciones de emergencia necesarias para las obras de mejora de la seguridad vial en la N-401 con la implantación de un tercer carril en los términos municipales de Getafe, Fuenlabrada y Parla, en Madrid. Estas obras contarán con un presupuesto de 5,2 millones de euros.

Por otra parte, el Consejo ha acordado reducir el tipo de interés efectivo de los préstamos cualificados concedidos en el marco de los convenios entre el Ministerio de Fomento y las entidades de crédito correspondiente a los programas de vivienda del Plan 2002-2003. El nuevo tipo aplicable será del 3,96 por 100 y esta reducción beneficiará a las más de 8.000 familias que ya han adquirido una vivienda protegida del nuevo Plan de Vivienda y a aquellas que en el año 2003 adquieran una de las más de 44.000 viviendas protegidas de nueva construcción financiadas durante el programa 2002. Se reducen, asimismo, los tipos de interés efectivos correspondientes a los programas de 1993 del Plan de Vivienda 1992-1995.

En el área de Medio Ambiente, el Consejo ha autorizado las obras de acondicionamiento hidráulico del río Mero, en A Coruña. Esta actuación está incluida en el Plan Hidrológico Nacional para Galicia. Las obras se llevarán a cabo mediante un convenio de colaboración entre el Ministerio de Medio Ambiente y a la Xunta que contará con una inversión de 14 millones de euros.

En cuanto al capítulo de nombramientos, se ha aprobado un Real Decreto en el Ministerio de Defensa por el que se nombra Inspector General del Ejército de Tierra al Teniente General del Cuerpo General de las Armas don Francisco Boyero Delgado; en Hacienda, Secretario de Estado de Presupuestos y Gastos, a don Ricardo Lorenzo Martín Rico, que era el anterior jefe del Gabinete del señor Ministro de Hacienda; y, en Trabajo y Asuntos Sociales, Directora General del Instituto de la Mujer a doña Miriam Tey Salvador.

En cuanto a la agenda del señor Presidente para la próxima semana, el martes 11, a las 17,45, recibirá al Director del Fondo Monetario Internacional; el miércoles 12, a las 16, asistirá a la sesión de control al Gobierno en el Pleno del Congreso de los Diputados; y el viernes 14, a las 9,30, presidirá la reunión del Consejo de Ministros.

Sr. Zaplana.- Son varios los temas que hoy se han sometido por parte del Ministerio de Trabajo a la consideración del Consejo de Ministros y de forma breve intentaré dar cuenta de todos ellos a ustedes.

El primero es que se ha aprobado por el Consejo de Ministros, ya con carácter definitivo, la remisión a las Cortes Generales del Proyecto de Ley Reguladora del Fondo de Reserva de la Seguridad Social, una vez que se ha pronunciado el Consejo Económico y Social informando favorablemente el Proyecto. Como ya lo expuse y no ha tenido cambios sustanciales, no me extenderé mucho en el argumentario del mismo.

Con respecto a su primera redacción, solamente se han introduce breves retoques en la exposición de motivos. Quisiera decirles algo que ustedes ya saben: que la afiliación a la Seguridad Social hoy supera los 16.335.000 afiliados, es decir, cerca de cuatro millones más que en el año 1996, y que nuestros cálculos, como hemos dicho ya en alguna otra ocasión, nos permiten asegurar que la Seguridad Social va a continuar teniendo superávit por lo menos unos años más. Según nuestros cálculos, la viabilidad del sistema está absolutamente garantizada, y durante muchos años con superávit, hasta el año, al menos, 2015.

Sin duda, lo que ocurra a partir de ese momento no tiene que ser bajo ningún concepto negativo, sino todo lo contrario; pero habrá situaciones, como los efectos del envejecimiento demográfico, que habrá que atender. Por tanto, la razón de ser del Fondo de Reserva tiene todo su sentido, porque lo que pretende es, lógicamente, adelantarse a esas situaciones que pudieran ocurrir --no necesariamente ocurrirán, pero que pudieran ocurrir-- en el futuro.

Las dotaciones de nuestro Fondo de Reserva ya son superiores a la de nuestros principales socios comunitarios. En estos momentos la cantidad exacta, a feche de ayer, es de 7.447.920 millones de euros. Es una cantidad muy, muy, importante, si tenemos en cuenta, además, que ha pasado de 601 millones de euros hace solamente poco más de dos años a los un poco más 7.447 millones de euros, como les he dicho hace un momento, actuales.

Yo creo que no cometemos ninguna exageración si afirmamos, sin ningún temor en este caso a equivocarnos, que los españoles tienen total y absolutamente garantizadas sus pensiones. Ya saben ustedes que este Proyecto establece que los excedentes de naturaleza contributiva resultante de la liquidación de cada ejercicio se dediquen, porque así lo comentamos anteriormente, prioritaria y mayoritariamente al Fondo de Reserva y también se establece en el mismo que los rendimientos de dicho Fondo se integren de manera automática en el Fondo de Reserva. El Fondo de Reserva no podrá ser utilizado, además, para la financiación de las pensiones de naturaleza no contributiva, sino que éstas se financian a cargo de los Presupuestos Generales del Estado, como saben, y eso lo que hace es dar mayor seguridad todavía a las pensiones contributivas.

El Proyecto no tiene modificaciones sustanciales, salvo algún cambio de redacción, y, por tanto, hoy se le ha dado el visto bueno definitivo ya para remitirlo a las Cortes Generales en los términos que ya les expuse en una anterior comparecencia a todos ustedes.

Otro de los temas abordados hoy, y que desde mi punto de vista reviste una gran importancia, es el IV Plan de Igualdad de Oportunidades entre hombres y mujeres.

A mí me gustaría hacerles una consideración previa, si me lo permiten, y es que, como ya saben, el impulso de la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres ha sido una de las directrices esenciales del Gobierno en los últimos años y, desde mi punto de vista, ha dado resultados francamente positivos. Querría destacar algunos, si me lo permiten, como decía: hemos pasado de una tasa de paro femenina superior al 30 por 100 a una tasa actual del 16 por 100; es decir, hemos bajado el paro de las mujeres en más de catorce puntos en los últimos años; se han creado 1.850.000 puestos de trabajo que han sido ocupados por mujeres; se ha incrementado en más de nueve puntos la tasa de empleo femenino; se ha reducido en cerca de 700.000 el número de mujeres desempleadas y ha crecido en casi cuatro puntos el porcentaje de empresas de las que son propietarias mujeres, que se sitúa hoy en el 21,33 por 100.

Estos datos --habría muchos más-- son elocuentes y ponen de manifiesto la evidencia de la mejora sustancial que se ha llevado a cabo o se ha conseguido en los últimos años. Sin duda, estos datos son producto de un cambio de mentalidad en el conjunto de nuestra sociedad, pero sin duda también son producto de acciones concretas del Gobierno para incentivar la participación de la mujer.

No les cansaré a ustedes con decisiones como la Ley de Conciliación de la vida familiar y laboral, las bonificaciones para la contratación a la mujer, que se han realizado en otros momentos, o los planes de guardería o los propios programas desarrollados por el Instituto de la Mujer anteriores a éste que yo hoy les presento; pero, sin duda, todas esas medidas, todas esas decisiones, son las que nos han permitido avanzar de forma sustancial. En esa línea he presentado hoy al Consejo de Ministros este nuevo Plan de Igualdad de Oportunidades que intenta definir las pautas de acción de las políticas que, desde el punto de vista de la promoción de la mujer y la igualdad de oportunidades, se van a realizar en los próximos cuatro años, que es el período de vigencia para el que nace y que quiere tener este Plan.

El Plan se ha elaborado teniendo en cuenta los compromisos adquiridos por España en la IV Conferencia Mundial de las Naciones Unidas sobre las Mujeres, que recordarán que se celebró en el año 1995 en Pekín. También se ha tenido en cuenta la Estrategia-marco comunitaria sobre la igualdad de hombres y mujeres, y se ha consultado para su elaboración a las Comunidades Autónomas, a las organizaciones sindicales y a las Organizaciones No Gubernamentales que están integradas en el Consejo Rector del Instituto de la Mujer.

El IV Plan de Igualdad de Oportunidades entre hombres y mujeres contempla un total de 168 líneas de acción que se encuentran agrupadas en un total de ocho áreas estratégicas. Me voy a referir, lógicamente, a las más importantes desde mi punto de vista.

En primer lugar, la primera área estratégica establece un reforzamiento de la exigencia de considerar la perspectiva de género en todas las decisiones y políticas públicas. El Ministerio de Administraciones Públicas tendrá que elaborar unos informes al conjunto de la Administración sobre las decisiones en estos ámbitos desde el punto de vista político. También se establece la formación del personal de la Administración pública en igualdad de oportunidades y también que, lógicamente, las disposiciones normativas que elabore el Gobierno tendrán que ir acompañadas con ese informe al que me refería antes del Ministerio de Administraciones Públicas.

La segunda área, el bloque denominado "Igualdad en la vida económica", incide sobre lo que ha sido la piedra angular de nuestras políticas a favor de la igualdad entre hombres y mujeres, fundamentalmente la promoción del empleo, pero también la formación y el acceso a la actividad empresarial de las mujeres. Pero hace especial hincapié o pone el acento en la desigualdad salarial, porque en España el salario medio que percibe la mujer es todavía un 30 por 100 inferior al del varón por un mismo trabajo, por un trabajo que tenga el mismo valor. Por tanto, establecemos en el Plan como prioridad en las actuaciones de la Inspección de Trabajo la vigilancia de las desigualdades salariales entre hombres y mujeres. Por lo tanto, no sólo se presta desde el Gobierno una atención especialísima al acceso de la mujer al mercado laboral, sino que además vamos a procurar que, una vez en el mercado laboral, la mujer pueda disfrutar de las mismas condiciones que el varón.

El tercer bloque sería la participación en la toma de decisiones y se establecen diversas acciones que van encaminadas a promover la participación de la mujer en los puestos directivos de la actividad política, económica, de la Administración Pública, así como también se establece una medida para impulsar la presencia equilibrada de las mujeres en los tribunales de selección de la Administración Pública.

Un cuarto bloque estaría dedicado a la calidad de vida de la mujer, con medidas muy concretas e importantes dentro del sistema de Seguridad Social, como suprimir el requisito de acreditar un período mínimo de cotización para generar el derecho a la prestación por maternidad durante el período obligatorio de descanso para la madre, lo que va a suponer, sin duda, que muchas más mujeres trabajadoras puedan acceder a esta prestación. Otras medidas consisten en extender la protección prevista para el supuesto de riesgo durante el embarazo al período de lactancia natural y en equiparar la prestación económica de riesgo por embarazo a la prestación de maternidad.

Todas las medidas que se han podido evaluar se han evaluado desde el punto de vista económico y para éstas concretas se establece una dotación estimada de unos quince millones de euros anuales.

En este mismo grupo de medidas se establecen también --hacían referencia, como les he dicho, a la calidad de vida de la mujer-- programas de prevención de las enfermedades con mayor incidencia en las mujeres, como puede ser, por ejemplo, el cáncer de mama; acciones de formación en igualdad de oportunidades y la especial atención a las mujeres en riesgo de exclusión social.

Un quinto bloque se denominaría "Igualdad de la mujer en la vida civil" y ahí contemplaría medidas muy concretas, conocidas, porque las hemos tratado de forma reiterada y de forma reciente también, contra la violencia doméstica. Hemos hablado de los dispositivos de tele-alarma en algún otro momento, de la reforma del Código Penal y de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, que son de sobra conocidas por ustedes, y quiero hacer referencia a que este tema se está debatiendo en estos momentos, cierra sus trabajos de forma inminente, en la Subcomisión que se creó en el Congreso de los Diputados. Sin duda, hay algunas cuestiones que se están tratando allí, pero otras muchas están recogidas en este Plan sobre las que ya hay un amplio consenso.

El sexto bloque, denominado "Transmisión de valores", establece una obviedad, si ustedes me lo permiten, y es que no hay igualdad de oportunidades sin cambio de mentalidad, sin un necesario cambio de mentalidad. El Plan insiste en esas líneas estratégicas también de sus planes anteriores y concreta medidas para la difusión de los valores relacionados con la igualdad a través de la educación, a través de los medios de comunicación o a través de la publicidad, con un objetivo claro, con un objetivo común, como es eliminar estereotipos sexistas.

El séptimo haría referencia a la conciliación de la vida familiar y laboral impulsando mecanismos eficaces, siguiendo en esta política de conciliación de la vida familiar y laboral. Hace referencia a la negociación colectiva, lógicamente, intentando, posibilitando o recomendando que entre trabajadores y empresarios se puedan acordar cuestiones que nos parecen positivas, como la posibilidad de disfrutar los permisos parentales por horas, en lugar de jornadas completas; promover que el acceso de trabajadoras y trabajadores a la formación continua se realice parcialmente en horario laboral; fomentar la flexibilización de horarios laborales y otras medidas también en esta misma dirección, como puede ser fomentar la creación de guarderías por las propias empresas, procurando que se establezcan en los entornos más próximos a los centros de trabajo. Ya saben que hay un Plan de Guarderías aprobado en esta dirección.

El octavo y último grupo sería el de cooperación. El Plan contempla, como no puede ser de otra forma, la necesidad de continuar e intensificar la cooperación con las Comunidades Autónomas, con las Corporaciones Locales, con las organizaciones internacionales y ONGs en el desarrollo de las políticas de igualdad.

Quisiera decirles, una vez más, aunque ya he hecho referencia anteriormente, que las medidas que se contemplan en este Plan de Igualdad de Oportunidades, y que son muchas más de las que yo les acabo de referir, serán todas asumidas dentro de los escenarios presupuestarios plurianuales del Ministerio o de los Ministerios responsables. Yo estoy convencido de que, cuando se ejecute este IV Plan de Igualdad de Oportunidades, situará, sin duda alguna, a España al mismo nivel de los países europeos más avanzados en los indicadores de igualdad.

Con posterioridad se les hará entrega del Plan y, por tanto, no creo oportuno extenderme más en todas y cada una de las líneas que lo conforman.

Con permito del Vicepresidente e intentando no extenderme, quisiera decirles que también se ha acordado hoy la distribución de fondos presupuestarios correspondientes al ejercicio presente, al ejercicio 2003, en materia de políticas de empleo. Muy brevemente, pero me gustaría destacarlo por la importancia que tiene, supone la asignación de casi 1.700 millones de euros, es decir, más de 280.000 millones de pesetas, que serán distribuidos entre las Comunidades Autónomas para el cumplimiento de planes y programas referidos a competencias asumidas por éstas en materia de empleo. De estos 1.700 millones de euros la aportación más importante, la más relevante, son 1.674 millones de euros que se destinan a fomento del empleo y de esta cantidad destacan los más de 700 millones de euros destinados a programas de promoción de empleo.

Tampoco es necesario que les detalle --luego tienen a su disposición la nota correspondiente-- el destino de todas y cada una de las partidas; pero sí decirles que me parece muy importante que la cuantía se ha elevado aproximadamente un 14 por 100 y que, por tanto, es la intención del Gobierno proseguir fomentando el empleo, afortunadamente con unos indicadores, como los que nos acompañan en estos momentos, claramente positivos como los que hemos tenido oportunidad de conocer hace unos días correspondientes al descenso del paro el mes pasado; que, por otra parte, son una tónica habitual de buenos resultados, tanto en materia de generación de empleo, como de afiliación a la Seguridad Social.

El Gobierno también ha aprobado el Real Decreto por el que se establece la duración de los plazos para la resolución de los procedimientos administrativos para el reconocimiento de prestaciones en materia de Seguridad Social. En el marco de las prestaciones del sistema de Seguridad Social no se había procedido nunca a regular los plazos de duración máxima de los distintos procedimientos, lo que originaba, sin duda, conflictos en lo relativo a considerar los efectos de la desestimación por silencio administrativo o el cómputo de los plazos para interponer recursos por parte de los ciudadanos.

Se ha puesto fin a esta situación determinando reglamentariamente los plazos para la resolución de los procedimientos administrativos en materia de Seguridad Social. Esto supone, sin duda, una innegable ventaja para los beneficiarios que ahora ven que tienen unos plazos expresamente fijados en los que la Administración debe de resolver cada procedimiento. Hay un notable acortamiento de estos plazos y, por tanto, ya no regirá, como hasta ahora, el plazo de tres meses, que es el que se determinaba en la Ley de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas o en el procedimiento administrativo común en defecto del plazo expresado, que ahora ya se cita expresamente.

El Real Decreto habla de plazos máximos como una garantía para el administrado y son plazos siempre notablemente inferiores a los que existían hasta ahora. Les daré alguno en este sentido, simplemente por poner algún ejemplo: los plazos de los expedientes de jubilación se han reducido sustancialmente en los últimos años o los expedientes de incapacidad permanente, que tenían una duración media de 125 días y ahora son de 59 días. Y así en todos los órdenes, con un cuadro que también se les hará llegar.

Por último, también el Consejo de Ministros ha aprobado el Real Decreto de integración en el régimen general de la Seguridad Social de los deportistas profesionales. Saben ustedes --y, si no, se lo digo yo-- que solamente futbolistas, jugadores o deportistas de balonmano, de baloncesto y ciclistas estaban en estos momentos en el régimen general de la Seguridad Social; por tanto, el resto de deportistas profesionales no se integraban en el sistema. A partir de la aprobación de este Real Decreto todos los deportistas profesionales se integran en el régimen general de la Seguridad Social.

Esta decisión no solamente no supone gasto alguno para la Seguridad Social, sino que previsiblemente tendrá unos mayores ingresos porque pasarán a cotizar todos los deportistas profesionales. Pero ésta era una reivindicación de los deportistas profesionales. Se iguala a todos los deportistas profesionales con la situación que tenían los ciclistas, futbolistas, jugadores de balonmano y baloncesto, como decía anteriormente. Por tanto, yo creo que esta protección que se les ofrece y que se les otorga, sin duda, es una buena decisión y es una buena medida, además de que es buena para el sistema.

P.- Le quería preguntar al Vicepresidente Primero, por un lado, si considera suficientes las explicaciones del señor Pascual Maragall a sus declaraciones anteriores sobre la detención del director de "Egunkaria".

En segundo lugar, después de escuchar al Presidente de Estados Unidos decir que, si no hay acuerdo en la ONU, estarían dispuestos a actuar por su cuenta, quería saber cómo valora eso el Gobierno español, si apoyaría esa actuación del señor Bush y qué valoración hace.

Vicepresidente.- Nosotros no queremos que se produzca ningún problema en el Pacto Antiterrorista. Hemos llegado a un acuerdo antiterrorista con el Partido Socialista, yo creo que ese Pacto lo quiere el conjunto de la opinión pública española, es un pacto de sentido común, es un pacto útil, es un pacto que es eficaz y es un pacto que nos está permitiendo ser más competentes en la lucha contra el terrorismo. En ese Pacto, y como consecuencia de él, se han podido aprobar muchas leyes que eran ciertamente iniciativas del Gobierno, pero que luego han contado con el apoyo del Partido Socialista.

Pero sí hay dos comentarios que cabe hacer: primero, nosotros --me refiero al Gobierno-- hemos firmado el acuerdo con dos partidos, que son el Partido Popular y el Partido Socialista, y lo hemos firmado con todo el Partido Popular y con todo el Partido Socialista. En este sentido, cabe pedirle de buenas maneras, como es natural, al Partido Socialista que a todos sus militantes les demande una actuación coherente y acorde con el Pacto Antiterrorista, porque aquí se han producido dos acontecimientos en los últimos tiempos que son graves: el primero es la votación en contra, por parte del señor Maragall y del Partido Socialista de Cataluña, en el Parlamento de Cataluña de una ley que habíamos acordado en el Pacto Antiterrorista; ésa es una decisión grave; y, en segundo lugar, se han producido unas declaraciones que hay que calificarlas como muy poco afortunadas, por no utilizar, tampoco hace al caso, una expresión más fuerte, por parte del señor Maragall.

El señor Maragall no puede decir que le parecen creíbles las acusaciones de tortura realizadas por un detenido y darle la razón frente a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, máxime cuando sabemos que es práctica habitual que le sucede, no sólo a la Guardia Civil y a la Policía, sino también a la Ertzaintza. Y yo, que he estado en el Ministerio del Interior, he visto que siempre que se produce una detención automáticamente hay unas denuncias por torturas.

El señor Maragall, por lo visto, ha hecho esta mañana unas declaraciones más cuidadas y lo que hay que desear en el futuro es que esto no se vuelva a repetir; pero, sobre todo, si el PSOE firma un acuerdo con el Gobierno y con el Partido Popular, lo firma todo el Partido Socialista. En este asunto --sería deseable que lo tuvieran en todo, pero en este asunto-- es obligado tener una postura común e igual por parte de todos.

Por tanto, eso es lo que quiere el Gobierno en relación con ese tema.

En relación con el segundo asunto, a lo largo de estos últimos días, como todos hemos visto, se produce toda suerte de declaraciones por parte de dirigentes políticos, por parte de los jefes de los inspectores, por parte de muchos expertos y por parte de mucha gente; pero yo creo que nosotros debemos adecuarnos y ceñirnos a lo que son los hechos.

En este momento lo que hay es un borrador de propuesta de Resolución, ni siquiera es una propuesta, que han presentado el Reino Unido, España y los Estados Unidos, que tiene dos o tres objetivos importantes: el primero, lógicamente, mantener el debate dentro del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas --eso creemos que es muy importante--; en segundo lugar, buscar el mayor consenso entre todos los países que forman parte de ese Consejo de Seguridad, y, en tercer lugar, tiene un valor de presión, que es muy importante, sobre el régimen de Sadam Hussein, puesto que la historia demuestra --ya conocen ustedes muchos datos, no voy ahora a extenderme en este tema-- que Sadam Hussein solamente toma algunas decisiones de desarme, desgraciadamente muy pocas todavía de momento, cuando se le presiona. Todo lo que no sea presionarle es evidente que no sirve a los efectos de mantener la legalidad internacional y de luchar eficazmente contra el terrorismo y, al mismo tiempo, de conseguir que elimine sus armas de destrucción masiva.

A partir de ahí, lo importante es lo que va a ocurrir este fin de semana, donde se va a producir por parte de los inspectores la presentación de sus nuevos informes.

Nosotros, como he dicho antes, hemos presentado ya ese borrador de propuesta de Resolución en el Consejo de Seguridad, vamos a trabajar para conseguir ese consenso y estamos estudiando, y de hecho ya se están produciendo ahora contactos diplomáticos, posibles modificaciones del texto del proyecto desde una posición flexible para lograr el acuerdo del mayor número de países, lo cual es lógico, porque el texto, hasta que sea votado, por su propia naturaleza es modificable, y ése era el sentido de presentar el borrador de propuesta de Resolución.

Por tanto, como siempre ha dicho el Gobierno español, dentro del Consejo vamos a seguir trabajando, vamos a intentar llegar a un acuerdo y vamos a ser flexibles. Ahora bien, también creo que debemos decir una cosa con meridiana claridad: aquí de lo que se trata es de introducir modificaciones en el texto pero en ningún caso de desnaturalizar su contenido. Por poner un ejemplo, el proyecto presentado tiene la vocación de ser la última Resolución y, por tanto, esto no puede cambiarse.

A partir de ahí, lógicamente nosotros estamos dispuestos a hablar, pero lo que no podemos es eliminar la presión, porque se ha visto que la presión ha sido útil, ha sido útil para que volvieran los inspectores en el 2001 y ha sido útil para que Irak enseñara algunas de las armas que tiene y comenzara a destruir algunas. Pero, desde luego, si no sigue esta presión y si no transmitimos al Gobierno de Irak el mensaje de que ésta es la última Resolución, es evidente que la ONU va a quedar en una posición muy difícil, porque no va a ser capaz de hacer cumplir las propuestas de Resolución y eso, lógicamente, es muy malo para la seguridad y la paz en el mundo.

P.- Quería que me aclarara si en el Proyecto de Ley General de las Telecomunicaciones se introducen algunas de las recomendaciones que en su dictamen elaboró el Consejo Económico y Social, en concreto, sobre las funciones de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones, y si el Gobierno está dispuesto a que en el trámite parlamentario se añadan algunas de las recomendaciones que a final de mes elaborará la comisión de expertos que está estudiando cómo mejorar la ciencia y tecnología en nuestro país.

Vicepresidente.- Nosotros estamos dispuestos en el trámite parlamentario. Yo creo que ésta es una ley enormemente importante, tanto por lo que supone de una liberalización efectiva y de un avance muy grande en lo que se refiere a la libre competencia, como en los nuevos derechos que se les atribuyen a los usuarios. Estamos dispuestos, lógicamente, en el trámite parlamentario a tratar cualquier planteamiento que se nos haga, por supuesto, por parte de los Grupos Parlamentarios, apoyados o no en informes como el que usted acaba de hacer referencia. No pretendemos más que esta Ley sea para mucho tiempo y que merezca el mayor apoyo posible.

Ese punto concreto de que si ha recogido o no esa modificación del CES no se lo puedo decir en este momento; pero luego en la Referencia ya le daremos el contenido total de la Ley.

P.- Dos preguntas para el Vicepresidente y una para el Ministro de Trabajo.

En primer lugar, ayer tanto Bush como Blair manifestaron, como preguntaba un compañero, que, aunque no hubiera Resolución del Consejo de Seguridad, llevarían a cabo el ataque contra Irak. Me gustaría saber por qué el Gobierno español se resiste a aclarar qué hará en caso de que sus dos aliados, Estados Unidos y Reino Unido, emprendan ese ataque sin Resolución de la ONU.

En segundo lugar, me gustaría saber también si el Gobierno mantiene la tesis de que el accidente del Talgo en Tobarra y la avería del AVE en Guadalajara respondieron a sendos sabotajes, aún después de que dos informes, uno judicial y otro del Gestor de Infraestructuras Ferroviarias, hayan cuestionado esta tesis.

Al Ministro de Trabajo, teniendo en cuenta que la adjudicación de la campaña de publicidad sobre las pensiones contó con todos los informes favorables de los técnicos de su Ministerio, ¿cómo se explica que el Fiscal General del Estado haya autorizado al Fiscal Anticorrupción a abrir una investigación al respecto?

Sr. Zaplana.- Yo creo que esa pregunta no debe ser para mí. Lo tiene muy fácil: pregúntele al Fiscal General o a quien lo haya autorizado. No puedo decirle nada más y reiterar que el expediente, no sólo está en el Tribunal de Cuentas mucho antes del plazo establecido, sino que también ha sido remitido de forma inmediata y urgente a la Fiscalía, para que lógicamente realice todas las aclaraciones que sean necesarias. Pero la pregunta no se la puedo contestar yo, como es lógico.

Vicepresidente.- En relación con la primera pregunta, yo creo que usted ya conoce cuál es la posición española, que se la resumo diciendo que debemos continuar con la presión en aras de la paz y la seguridad. Le recuerdo que todo lo que ha conseguido Naciones Unidas en relación con el régimen de Sadam Hussein ha sido por la presión y que no le va a afectar otra cosa distinta a la presión. En eso es en lo que estamos trabajando.

A partir de ahí, vuelvo a insistir en lo que antes señalaba: Estados Unidos está haciendo una apuesta clarísima porque este asunto se resuelva dentro del marco del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, como lo demuestra, porque no es una apuesta de hoy, la aprobación de la 1.441 en el mes de noviembre. Y en esa misma línea estamos trabajando el Gobierno británico y el Gobierno español.

He visto algunas declaraciones sobre cuáles pueden ser las razones del veto y si eso podría o no autorizar a tomar determinada decisión. Aquí tenemos un ejemplo, que yo creo que es muy conocido: ¿cuál es la razón, podrán plantearse algunos --nosotros estamos en un estado anterior--, de por qué el señor Milosevic es de peor condición que el señor Sadam Hussein? Éste yo creo que es un dato muy significativo. La Comunidad Internacional, a pesar de que hubo un veto, como usted sabe, en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, apoyó la intervención contra Milosevic, que ahora está siendo juzgado por crímenes de guerra. Yo creo que éste fue uno de los argumentos y no recuerdo ahora si lo utilizó algún dirigente político, no sé si fue Blair; no lo recuerdo exactamente.

Es un poco sorprendente que muchas personas y muchos grupos políticos se hayan posicionado a favor de una intervención en el caso de Milosevic y, sin embargo, no opinen lo mismo en el caso del señor Sadam Hussein. ¿Son de peor condición las personas afectadas por la tiranía del señor Sadam Hussein que las personas afectadas por la tiranía del señor Milosevic? Yo creo que hay que hacer una reflexión de tipo moral en relación con este asunto y es una reflexión que deben hacer los países, los Estados, los intelectuales y el conjunto de la opinión.

Pero, en cualquier caso, yo no he oído ninguna afirmación categórica de decisiones que va a tomar ningún país en el supuesto de que en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas suceda una cosa u otra. Eso es lo que llevo diciendo a lo largo de estos días en distintas comparecencias. Nadie sabe cuál va a ser la posición definitiva, ni de Rusia, ni de Francia, ni del Reino Unido, porque lo que estamos intentando todos... En este sentido le recuerdo que ha habido una petición, que yo veo muy puesta en razón de Kofi Annan, hace muy pocas fechas, que es la de que busquemos el consenso en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas porque, si esto no se produce, sin duda alguna entramos en un orden internacional muy distinto.

Yo creo que ésa es la apuesta que hay que hacer, es la apuesta de la lógica, es la apuesta del sentido común y esperemos, entre todos, ser capaces de buscar una fórmula. Nosotros ya hemos dicho que podemos ser flexibles, que queremos hablar, pero en el bien entendido de que el señor Sadam Hussein tiene que saber que esta es su última oportunidad, lo cual ya dice la Resolución 1.441, y que ya no hay ninguna Resolución más.

En relación con el primer asunto, los cortes en dos puntos de la catenaria de la Alta Velocidad Madrid-Zaragoza-Lleida, como he dicho, son dos cortes y yo creo que casi respondo con ello a la pregunta. Como acaba de señalar el Ministerio de Fomento, fueron manifiestamente intencionados y por eso se presentó una denuncia el día 27 de febrero. Además, hay una certificación de los cortes emitida por Renfe y hay los informes técnicos del GIF. Eso, sin duda alguna, nos hace pensa y mantener la posición que usted ya conoce que ha sostenido el Gobierno.

En relación con el accidente del tren en un municipio de la provincia de Albacete, la investigación técnica realizada por Renfe afirmaba en su parte final lo siguiente: "a la vista de las consideraciones anteriores, se concluye que la posible causa del accidente, a falta de las investigaciones que esté desarrollando la autoridad judicial --decía la propia Renfe-- ha sido el arrollamiento por parte de la máquina del Talgo de obstáculos en cantidad sin determinar colocados encima de los carriles".

Nosotros esperamos la resolución judicial, respetamos lógicamente lo que puedan decir las autoridades y esperamos ver que determina esa propia autoridad sobre las responsabilidades del accidente. Por tanto, estamos a la espera, pero lógicamente el criterio de Renfe lo mantenemos ahora a la espera de cuáles sean las responsabilidades según la autoridad judicial, que por supuesto respetamos y acatamos. ¡Hasta ahí podíamos llegar!

P.- Al señor Vicepresidente. Como ha hablado de modificaciones en ese proyecto de Resolución y como hasta ahora no habido ninguna, salvo en informaciones periodísticas, quería saber si podía adelantarnos en qué sentido España está participando en esas posibles modificaciones para lograr el consenso y de qué se trataría: de buscar nuevos plazos, de dar nuevos plazos a Sadam. ¿De qué tipo?

También quería saber si el Gobierno ha estudiado hoy en el Consejo de Ministros la Ley de Propiedad Intelectual, si lo tenía previsto y, si no ha sido así, ¿por qué?

Vicepresidente.- En relación con la primera pregunta, nosotros hemos trabajado conjuntamente con Estados Unidos y Reino Unido para hacer el borrador de propuesta de Resolución del que estamos hablando, y también estamos trabajando ahora conjuntamente y estamos teniendo contactos internacionales. Yo el otro día lo señalé en el Congreso; también, el propio Presidente, y hoy mismo los tendrá la Ministra de Asuntos Exteriores en Nueva York. Por tanto, estamos trabajando de manera conjunta.

No puedo adelantarle, usted tiene que entenderlo, cuáles son las posibles modificaciones que se pueden establecer porque, además, sería muy difícil el determinarlo. Lógicamente, cuando se trata de buscar el acuerdo, hay que oír también a los demás.

Lo que sí digo es que, insisto, en ningún caso nosotros somos partidarios ni aceptaremos que se desnaturalice el contenido. Esto es ya la última advertencia. Aunque la última ya era la Resolución 1.441, es decirle al señor Sadam Hussein que, desde luego, ésta es la última Resolución y que, desde luego, o cumple la legalidad internacional o tiene que atenerse a sus consecuencias, que por otra parte es lo que le dice la propia 1.441. Por tanto --insisto en esto--,, vamos a ser flexibles para llegar al consenso, pero en ningún caso vamos a desnaturalizar el contenido.

En relación con la segunda pregunta que usted me formula, no se ha tratado hoy en el Consejo de Ministros la Ley de Propiedad Intelectual. No hay ninguna razón específica y lo que pasa es que hoy hemos tenido un Consejo de Ministros donde hemos tratado muchos temas. Lógicamente, tenemos un calendario que habrá que ir ordenando; pero no se ha tratado, no se hablado ni una palabra de ese asunto.

P.- Una pregunta para el señor Ministro de Trabajo. A pesar de que el Gobierno alimenta o dota constantemente el Fondo de Reserva de Pensiones, la Unión Europea, más concretamente la Comisión, requiere continuamente al Gobierno español para que aumente ese Fondo de Reserva --usted sabe las razones, el envejecimiento, etcétera-- y dice que no es suficiente esa dotación.

Quería saber si usted ha hablado con el señor Solbes sobre este problema o cuál es la postura definitiva del Gobierno español de seguir alimentando a su ritmo o en la medida en que se pueda el Fondo de Reserva, o va a atender de una vez los continuos llamamientos de la Comisión a que aumenten en mayor cuantía el Fondo de Reserva.

Sr. Zaplana.- Hemos hablado muchas veces, no solamente sobre el tema de pensiones y Fondo de Reserva, sino sobre las recomendaciones que la Unión Europea hace de cara a infinidad de objetivos, ¿verdad?, como empleo, siniestrabilidad, temporalidad en el empleo. Lógicamente, la Unión Europea, y además cumple con su obligación desde el punto de vista de adelantarse a situaciones, establece escenarios y anima a los Estados miembros a que tomen decisiones. Pero en estos momentos en nuestro país la Ley del Fondo de Reserva, de la que hoy se ha aprobado su remisión a las Cortes Generales para su trámite parlamentario, es la mejor dotada de todos los países de la Unión Europea con respecto al PIB de esos países. La mejor es la nuestra, la que más dotación tiene y, por tanto, estamos haciendo un esfuerzo tremendamente positivo que permite la garantía del sistema público de pensiones, no en el presente, sino en los próximos años.

La propia Unión Europea nos ha solicitado un informe sobre viabilidad de nuestro sistema público a todos los países, y yo he dicho en alguna ocasión, y le reitero hoy, que nosotros podríamos haber sido más optimistas incluso de lo que hemos sido en este informe. Hemos establecido unas garantías absolutas con superávit casi todos los años hasta 2015. Podíamos incluso habernos excedido; pero la prudencia nos ha hecho pararnos ahí, porque no tenemos todas las variables y todos los indicadores de lo que puede pasar en esos años ya cercanos a 2015 y, por tanto, hemos preferido ser prudentes.

El envejecimiento se va a producir en nuestro país con posterioridad a otros países de la Unión Europea. Creo que estamos tomando las decisiones con tiempo suficiente como para que nuestro sistema público de pensiones no tenga ningún riesgo y sea el más sano y el más garantizado de todos los países de la Unión Europea, sinceramente. Después de esta explicación que le doy, ojalá y lógicamente los recursos sean cada vez mayores, el Fondo de Pensiones se pueda dotar con mayores recursos, porque eso siempre será incidir en una mayor garantía.

Pero esta Ley es una ley muy clara, que no permite que el superávit se pueda destinar a otros usos, porque siempre podía existir la tentación de dedicar el superávit a otros usos, y tiene que integrarse necesariamente en el Fondo de Reserva; prioritaria y mayoritariamente dice la Ley. Incluso en los momentos hipotéticos futuros de dificultad se establecen topes, en este caso el 3 por 100, para que no se puedan hacer políticas oportunistas en un momento determinado con el Fondo de Reserva.

Luego, creo sinceramente que el análisis que pueda hacer cualquiera, y desde luego hace la Unión Europea, desde el año 1996 hasta aquí, primero, es de coger un sistema en quiebra y dejar un sistema tremendamente fortalecido y saludable, y no solamente fortalecido y saludable, sino con unas previsiones que no tienen otros países en estos momentos para el futuro.

P.- Una pregunta para el Ministro y un par de ellas para el Vicepresidente. Del Ministro de Trabajo quería que me aclarara en qué va a consistir esa reforma laboral que anunció ayer Aznar que van a presentar el propio Presidente y Tony Blair en la próxima Cumbre y si esa reforma laboral va a tener algún parecido con el Real Decreto que provocó la huelga general del 20 de junio.

Del Vicepresidente me gustaría saber por qué el Gobierno descarta la construcción del puerto-refugio para evitar catástrofes como la del "Prestige" y por qué la Agencia Tributaria se está negando a facilitar a la juez Teresa Palacios la identidad de todos los inspectores que investigaron el "caso Gescartera".

Vicepresidente.- En relación con este segundo asunto, según me informa la Agencia Tributaria, la Agencia Tributaria no se niega a darle a la juez Teresa Palacios la identidad de las personas que en su condición de inspectores participaron en el caso Gescartera. Le ha proporcionado la Agencia Tributaria a la juez el número --usted sabe que cada funcionario tiene un número-- y su destino, que son los mismos datos que le ha proporcionado al Parlamento, y le ha dicho a la juez Teresa Palacios que, si necesita alguna cosa más, evidentemente la Agencia Tributaria la pondrá a su disposición, aunque dice que por razones profesionales no es ésta la mejor de las decisiones. Le ha dado lo mismo que al Parlamento, el número y el destino, y ha manifestado su disponibilidad a darle también los nombres de esas personas, haciendo esa consideración; pero, si aun así la juez lo considera oportuno, lógicamente la Agencia Tributaria así lo hará.

En relación con el segundo asunto, tengo que decir que la construcción de un puerto exterior en La Coruña, que es el compromiso que nosotros asumimos en el Plan Galicia, es independiente de que exista un puerto-refugio. Nosotros vamos a trabajar y pronto a constituir la Comisión que está prevista en el Plan Galicia. Hay otra cosa distinta, que es el tema de los puertos-refugio. Aquí la Unión Europea está trabajando con la Organización Marítima Internacional para abordar la normativa relativa este tema y hay que verlo. Pero lo que nosotros sí nos comprometimos hacer fue el puerto exterior en La Coruña, a estudiarlo y a crear una Comisión, y lógicamente está en nuestro ánimo el llevar eso a buen término, el cumplirlo, empezar a trabajar con la mayor celeridad posible.

Pero no tiene nada que ver una cosa con la otra. En el resto del tema hay que hablar con el conjunto de la Unión Europea y ya le digo que en este momento la Unión Europea se ha dirigido a la Organización Marítima Internacional para abordar una normativa relativa a este tema, que no es, en cualquier caso y como a usted a buen seguro no se le escapa, un tema menor.

Sr. Zaplana.- Tenga la seguridad de que no tendremos otra huelga general. No sé si alguien podía albergar esa posibilidad, pero lamento defraudar las expectativas de quien lo hiciera. Todo lo contrario, yo creo que en estos momentos los indicadores de generación de empleo en nuestro país no pueden ser mejores. La noticia que nos ha acompañado, como decía antes, esta misma semana es una noticia extraordinaria desde el punto de vista, no ya del descenso de desempleo, que siempre es una buena noticia, sino de obtener el mejor resultado de la media de la serie histórica de los últimos diecisiete años en el mes de febrero en la lucha contra el desempleo, o los datos de afiliación a la Seguridad Social.

¿De qué es de lo que se trata? En la Cumbre de Lisboa se estableció un objetivo, que era pleno empleo-año 2010. Lógicamente, se establecieron unas pautas y se recomendaron una serie de medidas para poder conseguir ese objetivo. Y hay unos países a los que les va francamente mejor que a otros y eso es evidente simplemente atendiendo a los resultados y a las estadísticas de unos y de otros. En España y en el Reino Unido se está generando empleo y la verdad es que los indicadores de destrucción de paro y de generación de empleo en España son espectacularmente buenos, francamente buenos; los segundos mejores de toda la Unión Europea. Ése es un dato objetivo difícil de discutir.

Es cierto también que ha habido una etapa no de crisis en España, bajo ningún concepto; pero sí lógicamente, motivado por la situación internacional, se ha ralentizado el crecimiento del empleo como lo tuvimos con indicadores mucho mayores hace unos años. Lo que se plantea en estos momentos es, lejos de apartarse de aquellos objetivos de la Cumbre de Lisboa, dar un nuevo impulso, intensificar determinadas políticas, algunas de ellas en funcionamiento, la inmensa mayoría de ellas ya en funcionamiento, para que no podamos, bajo ningún concepto, caer en el desánimo de no cumplir esos objetivos por esa situación de desaceleración.

Se sigue pensando que los objetivos son posibles, los objetivos se pueden conseguir y lo que van a hacer el Primer Ministro británico y el Presidente español va a ser incentivar unas políticas con las que tienen mucho que ver desde su diseño y desde su puesta en funcionamiento y puesta en práctica, para que ese anhelo y ese objetivo del conjunto de la Unión de poder llegar al pleno empleo pueda ser una realidad. De eso se trata y en eso abordarán una propuesta en la próxima Cumbre de Primavera.

P.- Me gustaría una valoración suya de la reaparición del señor González en el Parlamento justo en el día en que su partido se la jugaba, ya que no ha habido ocasión de verle en ningún otro debate sobre Irak ni en ninguna otra votación.

Por otro lado, ¿el Gobierno sigue confiando en que la ilegalización de Herri Batasuna esté lista para las municipales, teniendo en cuenta tal y como marcha el proceso?

Vicepresidente.- La verdad, tampoco estoy yo para meterme con el señor González aquí. El señor González no va mucho por el Parlamento y me ha parecido bien que haya ido en el tema de Irak; pero, aunque sea ex Presidente del Gobierno, lo lógico es que vaya por el Parlamento más a menudo porque, si no, se produce una situación un poco rara. Yo creo que debe ir más al Parlamento y me parece que muy bien haya ido al debate sobre Irak. Lo que pasa es que no sé si se habrá quedado muy satisfecho de la actuación de su partido, pero eso tampoco me corresponde a mí juzgarlo; eso lógicamente le corresponderá a él. Tampoco sé a qué efectos, además.

En relación con el siguiente asunto, nosotros tenemos la esperanza de que este tema se resuelva con la mayor celeridad posible; yo digo: tenemos la esperanza de que este tema se resuelva con la mayor celeridad posible. Yo creo que la Ley de Partidos es una apuesta muy importante, una más dentro de un amplio elenco de otras que ha habido a lo largo de los últimos tiempos que nos están haciendo ser mucho más eficaces, como ya dije al principio, en la lucha contra el terrorismo.

En los últimos tiempos se han producido noticias muy importantes: la ilegalización de Gestoras Pro Amnistía, la ilegalización de EKIN, la ilegalización de SEGI. Todo ello confirma que ETA no es sólo un comando criminal, sino todo ese amplio entramado que la apoya y que le defiende. En ese amplio entramado, en opinión de muchos, desde luego en mi opinión, está Batasuna, que es lo mismo que ETA, porque es lógicamente lo mismo; como está, en nuestra opinión, también "Egunkaria" y ya lo hemos dicho en algún momento.

Yo creo que, si se ha ilegalizado a esas tres patas del grupo ETA, la ilegalización de Batasuna tiene también mucho sentido. De hecho, nosotros lo hemos promovido, lo ha promovido el Gobierno, lo han promovido también el Parlamento y la Fiscalía en cumplimiento de la Ley de Partidos, y lo hacemos desde la convicción de que Batasuna es ETA y también desde la convicción, que es igualmente importante, de que sería enormemente útil y mucho más eficaz para la lucha contra el terrorismo el que Batasuna fuera ilegalizada, aparte de que hay algunas consideraciones morales que es que una democracia no se puede permitir la existencia de un partido político que apoya el asesinato y da cobertura a los criminales. Es muy duro tener que convivir en una democracia con un partido así.

Por tanto, yo tengo la esperanza de que las cosas se resuelvan con celeridad.

P.- Tenía tres preguntas para el Vicepresidente. En primer lugar, quería saber su opinión sobre la propuesta que ha hecho Gran Bretaña para que España deje de recibir ayudas en la Unión Europea y saber si, a su juicio, eso podría condicionar un poco las relaciones diplomáticas con este país, cuando supuestamente ahora son buenas.

En segundo lugar, quería saber si la delegación española que va a estar presente esta tarde en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ha preparado con el Gobierno, de alguna manera, de forma extraordinaria o especial, la comparecencia de la Ministra para que sea mejor que la ocasión anterior o pueda transmitir de la forma más correcta la opinión del Gobierno.

En tercer lugar, quería saber si, a pesar de la cohesión interna que demostró el Partido Popular el martes en la votación secreta, no tiene miedo de cara a las elecciones municipales que puedan afectarle las divisiones que están sufriendo en algunos Ayuntamientos y las dimisiones de concejales del partido.

Vicepresidente.- La primera pregunta es sobre la posición que ha fijado el Reino Unido. Realmente, lo que ha presentado el Reino Unido es un documento titulado "Una política regional moderna para el Reino Unido"; es decir, ésa es la propuesta que ha presentado el Reino Unido.

Sobre ese asunto quiero decirle que en la Unión Europea son muchos y muy variados los asuntos que se debaten y son, normalmente, distintas las posiciones de los Estados miembros. En este sentido, lo que tengo que decir es que es perfectamente legítimo que cada Estado miembro defienda sus puntos de vista y que, además, lo haga de acuerdo con sus intereses.

Éste no es el único asunto en que nosotros mantenemos posturas distintas con el Reino Unido o con otros miembros, como no es ni mucho menos el único asunto en el que Alemania tiene posturas distintas con Francia o con Italia, etc., etc. Al final, ¿en qué es en lo que se trabaja en la Unión Europea? En buscar una posición de consenso en base a las posturas diferentes. Todo el mundo es muy libre de presentar las propuestas que tenga a bien y eso no tiene por qué molestarle a nadie.

En cualquier caso, sí que cabe hacer dos o tres comentarios después de esta breve introducción. El primero es que, como usted sabe, hasta el año 2006 ya están cerradas las Perspectivas Financieras. En segundo lugar, y éste es un tema también muy importante, la política regional, cuyo objetivo, como usted sabe, es reforzar la cohesión económica y social, es lo que se denomina una política común, es decir, que la iniciativa en exclusiva para presentar propuestas la tiene la Comisión Europea y no la tiene ninguno de los Estados, y estas propuestas son luego remitidas por la Comisión tanto al Consejo como al Parlamento para su debate y aprobación, en su caso. Y, en tercer lugar, si esto afecta a las relaciones con el Reino Unido, que era la última parte de su primera pregunta, no. Ya se deduce de lo que he dicho al principio: es normal que cada grupo presente los papeles, los documentos, que fije posiciones, que mantenga criterios.

Pero insisto en estas dos cosas: las Perspectivas cerradas hasta el año 2006 y que solamente tiene la capacidad de iniciativa en estas políticas comunes la Comisión, que luego la remite al Consejo.

Sobre el segundo asunto, efectivamente, hoy, como ya hemos señalado con anterioridad, se debate en Naciones Unidas el informe de los inspectores y luego se produce un debate o una fijación de posiciones por parte de los diferentes países. La propuesta que va a presentar la Ministra de Asuntos Exteriores, Ana Palacio, es lo que yo he dicho aquí fundamentalmente, es decir, es la posición del Gobierno. La Ministra de Asuntos Exteriores no presenta una posición diferente de la del Gobierno, como no lo hizo en la anterior oportunidad y como no lo hace nunca. Cuando la Ministra de Asuntos Exteriores habla, habla lógicamente el Gobierno de España.

En relación con la tercera pregunta, yo creo que hay un dato muy significativo, que creo que es un dato importante y creo que es un valor en democracia: la cohesión de un partido es un valor en democracia. Que un partido sea capaz de ponerse de acuerdo dentro de su propio seno es un buen mensaje que se le transmite a la opinión pública y, además, la opinión pública lo quiere, porque así la opinión pública tiene seguridad, tiene claridad y sabe a quien vota. Algunas veces lo decía el Presidente del Gobierno que el Partido Popular y él mismo, decía, son predecibles. En ese sentido yo estoy muy satisfecho de que mantengamos una posición única como partido, entre otras cosas, porque a veces vemos las dificultades que nos genera el que otros partidos mantengan posiciones distintas.

Antes le contaba con el tema del Pacto Antiterrorista. Si yo pacto con el Partido Socialista, entiendo que pacto con todo el Partido Socialista, pero que no pacte con el Partido Socialista de Cataluña, o que me salga el señor Elorza diciendo otras cosas, o lo que ha ocurrido en el Plan Hidrológico Nacional, donde, claro, nosotros hemos mantenido una posición igual en toda España. Ya se sabe que en algunos sitios puede gustar más que en otro y que en algunos sitios puede generar problemas; pero es que no hay otra forma de funcionar.

Lo que no puede decir uno es que está en contra del Plan Hidrológico y se lo apoye Extremadura, se lo apoye Castilla-La Mancha, el secretario de su partido en Murcia vaya a la manifestación... Es una broma. Los partidos, aunque será mejorable todo, son los instrumentos en las democracias de participación por excelencia; pero los partidos deben tener sus propios criterios y transmitir un mensaje dando sensación de seriedad al conjunto de la opinión.

P.- Al Ministro Zaplana. Respecto al IV Plan de Igualdad quería preguntarle si específicamente prevé algún mecanismo o alguna medida que garantice, efectivamente, que no se produzcan situaciones de desigualdad salarial en las empresas. En este sentido, quería saber si apoya la iniciativa que están estudiando los partidos de Castilla y León de retirarles las ayudas públicas a aquellas compañías en las que se demuestre que llevan a cabo este tipo de políticas de salarios desiguales.

En segundo lugar, me gustaría conocer también la dotación global asociada al Plan. Y, con respecto a lo que ha comentado usted al principio de su intervención de que ha contado con el consenso de asociaciones y Comunidades Autónomas, Comisiones Obreras y otras asociaciones de mujeres se han quejado precisamente de que el Plan se ha hecho de espaldas a ellos.

Sr. Zaplana.- Empiezo por el final, si usted me lo permite. No he dicho que tiene consenso el Plan; he dicho literalmente que han sido consultadas y han sido consultados los sindicatos, han sido consultadas todas las organizaciones que están en el Consejo Rector del Instituto de la Mujer, y todos han hecho aportaciones. Otra cosa es que, lógicamente, la decisión es del Gobierno, es del Ministerio. Me imagino que no se habrán recogido todas las que se hayan podido realizar, pero el Plan se ha aprobado con posterioridad a un proceso de diálogo y de propuestas por parte de Comunidades Autónomas, de sindicatos y de organizaciones.

Por tanto, eso es lo que he dicho exactamente y no conozco en estos momentos cuáles pueden ser las discrepancias concretas que pueden existir, entre otras cosas, porque la elaboración definitiva del Plan es muy reciente y hemos intentado hacer un esfuerzo para recoger las aportaciones de casi todo el mundo.

Sobre la segunda pregunta, ya le he dicho que hay medidas que se pueden evaluar económicamente y que se han evaluado económicamente, y hay otras que no se pueden predecir en estos momentos el coste que pueden tener. Lo que sí que tenemos es el compromiso de incluirlas en los Presupuestos del Ministerio de Trabajo en los próximos ejercicios.

Ya sabe usted que el Plan ha nacido con una vida estimada de cuatro años y estamos seguros de que en esos cuatro años puede tener su ejecución consumada al cien por cien. De hecho, los Planes anteriores tienen un nivel de cumplimiento excepcionalmente alto y, por tanto, éste nace con el mismo objetivo, y sin duda lo va a conseguir exactamente igual, de poder cumplirse todas las líneas, que son muchas, que lo componen.

Y, después, se establece una medida que a mí me parece tremendamente atractiva, que es decirle a la Inspección de Trabajo que como objetivo prioritario tiene que luchar, lógicamente, para que esa desigualdad salarial, a la que yo he hecho referencia en mi intervención, desaparezca. Lo primero que tenemos que hacer es tener los informes de la Inspección de Trabajo para poder detectar que esas situaciones existen. No nos cabe la menor duda de que existen, pero previamente a poderlas corregir lógicamente está el detectarlas y para ello tiene un encargo prioritario la Inspección de Trabajo a partir de la aprobación del Plan de Igualdad de Oportunidades.

P.- Señor Zaplana, quería preguntarle cuál es la razón de que este IV Plan de Igualdad para la mujer se presenta ahora con tres años de retraso, respecto a la conclusión del anterior, que fue en 2000.

Sr. Zaplana.- No entiendo los tres años de retraso, perdóneme, pero no sé por qué el retraso.

P.- Como el anterior concluyó en 2000 y hasta 2003 no se presenta este nuevo, no sé si ese período de intervalo es un retraso, o no es un retraso, o qué es.

Sr. Zaplana.- Éste es el cuarto Plan de Igualdad de Oportunidades que aprueba el Gobierno desde el año 1996. Me parece que cuatro planes en este período la verdad es que es una actividad bastante importante en esta materia y en esta dirección.

Al principio, con carácter de introducción a la presentación del Plan, les he dado algún resultado de los grandes logros que se han conseguido. Tampoco quiero yo ni hacer comparaciones ni echar la mirada atrás, pero el primer Plan vio la luz con un Gobierno presidido con el Presidente Aznar. Yo sé que en estos momentos son legítimas las reivindicaciones y las demandas de todo el mundo; pero también es legítimo que, nosotros, simplemente, a título de comparación entre la voluntad inequívoca de unos y de otros, pongamos encima de la mesa que otros seguro tendrían la sensibilidad, pero lo que no tuvieron fue el tiempo suficiente, probablemente, para no poder poner ningún plan de igualdad encima de la mesa. Nunca se hizo ninguno hasta el año 1997.

En este momento, no solamente es el cuarto, sino que los tres anteriores se han cumplido casi en su integridad, han dado unos resultados francamente buenos y este nace con una ambición muchísimo mayor todavía para intensificar unas políticas que han dado buen resultado.

Algunas de las medidas que hoy se contemplan no se hubieran podido contemplar en el año 1997. Lógicamente, nuestra situación hoy es mucho mejor, la incorporación de la mujer al mundo laboral es mucho más amplia de lo que era entonces y, por tanto, estamos avanzando y estamos avanzando sustancialmente.

Vicepresidente.- Muchas gracias.

Más Información