Está usted en:

Compartir en Facebook: abre ventana nuevaCompartir en Twitter: abre ventana nueva

Conferencia de prensa conjunta del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y de la canciller de la República Federal de Alemania, Ángela Merkel

Berlín, martes 26 de junio de 2018

Canciller.- Señoras y señores, es un placer poder saludar al nuevo presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, aquí en Berlín. Ya hablamos por teléfono antes, y también nos vimos en Bruselas, el domingo. Así que ya es el tercer contacto que tenemos, y el jueves y el viernes de esta semana en el Consejo Europeo también vamos a trabajar juntos.

Alemania y España tienen unas relaciones bilaterales muy buenas y estamos convencidos que vamos a continuarlas, tanto en los temas que nos ocupan a nivel bilateral, como, sobre todo, en la dimensión europea, donde queremos seguir cooperando estrechamente.

Estamos, pues, ante el Consejo Europeo el próximo jueves y viernes, y hay dos temas que van a jugar un papel importante, sobre los que también hemos hablado: es el desarrollo de la unión económica y monetaria, y, con Francia ya hemos hecho propuestas de las que vamos a seguir debatiendo. No hemos hecho estas propuestas porque queramos dominar a otros, sino simplemente para hacer una propuesta, una sugerencia que alimente el debate y es un buen mensaje que hay que culminar, la unión bancaria y la unión de capitales. Tenemos que preparar y blindar a Europa ante posibles crisis en el futuro.

Además, por supuesto, que vamos a hablar del tema de las migraciones. Ya el domingo, nos dimos cuenta de que el punto central para la mayoría de los países miembros es la dimensión externa de la migración. Es decir, cómo se pueden reducir  las llegadas de migrantes que llegan con la ayuda de traficantes a Europa y que, en parte, vienen del continente africano, y en la mayoría de los casos, no tienen derecho a asilo en Europa. Y hablamos de cómo podríamos también entrar en contacto con los distintos países africanos para que no haga falta que todos los países europeos lo hagan con todos los países africanos, sino que podamos repartirnos la tarea. Cuando hay un país como Marruecos, que está afectado, tenemos que ayudarles también en su desarrollo para que puedan avanzar.

Siempre es una relación que se da algo y se recibe algo, y creo que esto refleja muy bien la filosofía de nuestra política.

También vamos a seguir trabajando en el tema de la migración secundaria, de aquí al fin de semana, y creo que entre España y Alemania podremos cooperar muy bien.

Y como tercer tema, en el Consejo hablaremos del comercio. Porque sabemos que las relaciones comerciales con los Estados Unidos de América son objeto de debates y es necesario que se trate sobre una posición común de la Unión Europea y el Consejo Europeo. Es el foro adecuado para eso.

Así que son dos días de trabajo intenso que nos espera.

Una vez más, una muy cordial bienvenida.

También, hemos acordado a nivel bilateral que el año que viene tendremos consultas intergubernamentales entre España y Alemania, probablemente, en España, para también poder continuar la buena cooperación que ya teníamos en el pasado.

Así que una vez más una muy cordial bienvenida aquí a Berlín.

Presidente.- Buenos días.

Yo quería, en primer lugar, agradecer a la canciller Merkel su disposición inmediata a celebrar esta reunión con el nuevo Gobierno, con la nueva Presidencia de España, eso demuestra no solamente las tradicionales buenas relaciones que ha habido entre anteriores Gobiernos de España y también los Gobiernos de Alemania sino también la disposición a seguir manteniendo esa positiva y esa constructiva relación entre ambos Gobiernos.

Por tanto, lo primero que quiero agradecer públicamente es a la canciller su disponibilidad, el haber limpiado y liberado su agenda para poder tener esta reunión antes del importante Consejo que vanos a tener el próximo jueves y viernes en Bruselas.

Como bien ha dicho la canciller, ha habido dos dimensiones en la conversación que hemos mantenido. Primero, ella y yo solos y, posteriormente, con los equipos de las Delegaciones. Unas son las relaciones bilaterales, y la canciller ya lo ha anunciado, vamos a trabajar por que se retomen las Cumbres bilaterales entre ambos Gobiernos, entre el Gobierno de España y el Gobierno de Alemania. Y presumiblemente será en el año 2019 cuando podamos tener esa reunión que, sin duda, para España es un hito importante, porque, efectivamente, hay muchas cuestiones bilaterales que nos afectan, y que tenemos que seguir trabajando.

Pero como bien ha dicho la canciller, lo más importante es la Cumbre que vamos a tener el próximo jueves y el próximo viernes.

Y por respetar el orden de la presentación de los temas que ha hecho la canciller, a mí me gustaría, también, en  primer lugar, reconocer públicamente el paso adelante que ha dado el Gobierno alemán y el Gobierno francés para seguir y continuar en la integración monetaria y económica europea.

Creo que ese es un tema importante para un país como España, y que es un tema decisivo para el conjunto de la Unión Europea. Y nosotros, desde luego, ya lo dije en París, con el presidente Macron, y, hoy, lo quiero hacer con la canciller Merkel, lo que queremos es apoyar, de manera entusiasta, este paso adelante, este acuerdo de Meserberg, que se ha firmado entre ambos Gobiernos. Y también, mostrar nuestra disposición a participar en los debates con ambos Gobiernos para afianzar en la próxima Cumbre del Eurogrupo un mandato político en relación con este asunto.

Agradecemos y mucho, porque sabemos que es un tema importante también para la sociedad alemana el paso adelante que se ha dado y el compromiso de la unión bancaria, y también del presupuesto de la zona euro. Y desde luego, nosotros, con la actitud constructiva que estamos mostrando, queremos aportar soluciones, queremos aportar, también, ideas a ese acuerdo que se ha firmado entre el Gobierno de Francia y el Gobierno de Alemania.

En segundo lugar, en relación con la migraciones. Bien, ya lo ha dicho antes la canciller Merkel. Nosotros somos un país fronterizo. Somos un país que está recibiendo durante este último año en torno a un 64%  más que en el año 2017. En el año 2017 recibimos un 100% más que en el año 2016 de migrantes provenientes en buena medida del Norte de África.

España está arrimando el hombro. España está ayudando. España está siendo responsable en la gestión de los flujos migratorios. Y desde luego, lo estamos haciendo sin levantar la voz. Sin elevar ni un decibelio, siendo muy conscientes del desafío humano que eso representa y lo estamos haciendo con enormes dosis de responsabilidad.

Lo que sí le quiero decir a la opinión pública, a los medios de comunicación -ya lo he compartido con la canciller Merkel- es que nosotros vamos a acudir a esa Cumbre del jueves y el viernes con una actitud absolutamente constructiva, integradora, propositiva. Siendo muy conscientes, porque lo sufrimos en primera persona, que la única manera de poder responder de manera eficaz a este desafío común es con una respuesta común del conjunto de la Unión Europea.

Como bien ha dicho la canciller, el debate, en primer lugar, está en cómo le damos esa dimensión exterior a la política de migración. Pero también España es muy consciente del debate que tiene la opinión pública alemana sobre los movimientos secundarios. Y, desde luego, hemos hablado con el Gobierno alemán, y estamos dispuestos también a hacer nuestro esfuerzo, arrimar el hombro, para que de alguna manera, en ese ánimo de tener una respuesta común, podamos sentirnos parte de esa respuesta a todos y cada uno de los Estados miembros, con todas y cada una de las realidades que sufrimos como consecuencia de este desafío migratorio.

Y finalmente, en relación con la cuestión comercial, yo comparto con la canciller Merkel, y, además, creo que con el conjunto de la opinión pública alemana, el que tenemos que apostar por el multilateralismo, tenemos que mantenernos unidos como Unión Europea en los retos comerciales que tenemos por delante. Y en ese sentido, también, la disposición del Gobierno de España en la Cumbre que tendremos el jueves y el viernes en Bruselas será esa: el de seguir unidos y el de tener una política comercial común que sea pragmática, sin duda alguna. Pero común.

Y esos son los temas que hemos tratado en la reunión. Esta es la visión que tenemos desde el Gobierno de España y quiero terminar agradeciendo públicamente de nuevo, porque me consta que ha sido un esfuerzo, la agenda que ha liberado la canciller Merkel para tener esta reunión.

P.- Hola buenos días, presidente, canciller. Es una pregunta para ambos sobre la situación migratoria en el Mediterráneo, a raíz justo de lo que estaban comentando,  ¿en qué se  basan para pensar que el Consejo Europeo puede dar una primera solución a la crisis del momento? ¿Y cuál sería una solución aceptable para ambos? Y si mi permite, presidente, si España se ha planteado ofrecer puerto seguro para ese otro barco que ha rechazado Malta e Italia de una ONG alemana, precisamente. Muchas gracias.

Canciller.- Yo, por mi parte, veo que las llegadas de migrantes a España han aumentado. También se debe mencionar a los países de origen, y por eso, tenemos que hablar con estos países, tal y como hablamos ya con Libia. Tenemos que hablar con Marruecos, o también con Senegal. Y como ya dije, podemos repartirnos las responsabilidades entre los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea. Sé que un país va a hablar con uno o dos países, no sólo en nombre de los migrantes en su país, sino también en nombre de los demás colegas europeos y de la Comisión Europea.

Creo que España también tendría que recibir un poco más de apoyo por parte de la Comisión Europea. Grecia ha recibido mucho apoyo en el pasado, y si ahora, la situación se agrava en España, yo también abogaría por que España tenga más apoyo.


Presidente.- Agradezco las palabras de apoyo de la canciller Merkel en esta cuestión. Creo que en la minicumbre del pasado domingo en Bruselas, y también en la reunión que hemos tenido la canciller y yo, efectivamente, hemos hablado de la importancia de la dimensión exterior de la política migratoria. La necesidad de reforzar la cooperación y el diálogo con los países de tránsito y con los países de origen. En ese sentido, la propuesta que hace la canciller de que cada país que tradicionalmente tenga una relación más fluida y que conozca la realidad de los países de tránsito o de los países de origen, que pueda liderar el diálogo y la cooperación en nombre del conjunto de la Unión Europea, a nuestro juicio nos parece una extraordinaria idea.

Creo que tenemos que repartir esfuerzos, que tenemos que ser eficaces en el esfuerzo colectivo que tenemos por delante, y, en ese sentido, creo que la aproximación que se hizo el pasado domingo, y que ha expresado la canciller Merkel, cuenta con nuestro apoyo.

Respecto al buque 'Lifeline': creo que lo que es importante es trasladar el que se tiene que dar una respuesta europea. España es un país solidario. Creo que lo ha demostrado con el buque 'Aquarius'. Lo estamos demostrando diariamente en las costas del sur de España con muchísimos seres humanos que llegan a nuestras costas, que son atendidos por la Guardia Civil, por los servicios marítimos, por la Cruz Roja.  En definitiva, creo que lo importante es dar una respuesta común a un desafío común. Y en ese sentido, España estará en la respuesta común que demos en este caso al buque 'Lifeline'. Pero tiene que ser común, tiene que ser europea. Tiene que ser de distintos países.

P.-  ¿Cree que la crisis del Gobierno en Alemania es peligrosa para la cohesión de la Unión Europea? Usted ha dicho que quieren arrimar el hombro, ¿cómo lo piensan hacer para reforzar y  apoyar a la canciller?

Señora canciller, la secretaria general de la CDU ha hablado de un pacto por el orden y la gestión de la migración que se tiene que aprobar esta noche, ¿es el puente que van a tener para cumplir con los requisitos planteados por la FSU y evitar la dimisión del ministro del Interior?

Y una pregunta inevitable sobre el fútbol. ¿Mañana acudirá para presenciar el partido Alemania-Corea del Sur para apoyar a la Selección alemana, que también está bajo presión,  antes de que a lo mejor ya no pueda haber otro partido de este seleccionador?

Presidente.- Bueno, yo respecto a la política doméstica alemana, lo siento, pero bastante tengo con la política doméstica española.

Canciller.- En lo que se refiere al pacto que usted acaba de mencionar, ha sido un resumen de lo que ayer decidimos en la Ejecutiva del Partido Cristiano Demócrata que dice que tenemos una posición positiva acerca del "plan marco" en la mayoría de sus puntos aunque la mayoría no conocen todavía este "plan marco". Así también lo transmití a la Ejecutiva de la CDU y, completado por otras variantes, podría darse un pacto de este tipo.

En cuanto al fútbol, ante una sesión parlamentaria, esta semana no voy a poder estar en casa mañana, pero por supuesto que le deseo mucho éxito al equipo alemán, y como todos hemos sufrido realmente por el suspense en el último partido,  espero que realmente tengamos un final feliz.

P.- Gracias. Buenos días, presidente. Quería preguntarle en clave nacional. Después de  la reunión de ayer con el lehendakari, ¿podría concretarnos en qué consisten esos grupos de trabajo que tienen que estudiar el acercamiento de los presos de ETA? 

Y en relación con Cataluña, ayer, el presidente catalán, Quim Torra, dijo que quiere un nuevo 1 de octubre. Quería saber si el Gobierno está dispuesto a estudiar un referéndum.

Y si me permiten para la canciller quería saber si le incomoda la situación provocada por la presencia de Carles Puigdemont aquí, en Alemania. Gracias.

Presidente.- Respecto a la primera pregunta, creo que es muy importante el que se restablezcan, se normalicen las relaciones entre los distintos Gobiernos, entre el Gobierno central y los Gobiernos autonómicos.

En el ánimo del Gobierno de España -lo anuncié, además, hace pocas semanas- está el reunirnos con todos y cada uno de los presidentes y presidentas autonómicos. Creo que este es un paso esencial. Hay muchísimos temas encima de la mesa, no solamente los que tienen que ver con las mejoras en financiación de cada una de las Comunidades Autónomas, sino también, inversiones que se han mantenido bloqueadas. Transferencias que se tienen que poner en marcha y que se tienen que ejecutar en relación con algunos Gobiernos, y, en particular con el Gobierno del País Vasco.

Yo agradezco públicamente el tono, la disposición, y la actitud del lehendakari del País Vasco. Creo que el tono constructivo puede facilitar y mucho las transferencias que están pendientes y vinculadas al Estatuto de Guernica. También le digo, algunas cosas que he leído en los medios de comunicación no se ajustan a la realidad. En primer lugar, el Gobierno de España si tiene un objetivo fundamental en relación con la Seguridad Social es garantizar su sostenimiento; garantizar la dignidad de las pensiones. Este es el objetivo que tiene el Gobierno de España en lo que tenga de vida. Esperemos que sea hasta el año 2020. Por tanto, es ese el objetivo que yo le trasladé al lehendakari y creo que lo entendió, que comprendió la situación de nuestra Seguridad Social y los retos que tenemos por delante para garantizar esa sostenibilidad.

En segundo lugar. Yo lo he dicho claramente. ETA desapareció. La democracia derrotó a ETA y en consecuencia, la política penitenciaria tiene que ser revisada. Tiene que ser revisada. Tenemos que aproximarnos de otra manera a una realidad que ya es completamente distinta. Y que ha cambiado hace un mes. Y en ese sentido, lo que yo le trasladaré al Gobierno de Euskadi, al lehendakari, desde luego, lo hice, también en los medios de comunicación, --en esto no me escondo, soy claro--, es que el Gobierno de España está dispuesto a revisar esa política penitenciaria. Pero por una sencilla razón, y es porque ETA ha sido derrotada. Y en consecuencia, lo que yo le pido al conjunto de fuerzas políticas es que este no sea un elemento de división cuando la democracia derrotó a ETA. Que pongamos las luces largas, que sepamos que tenemos que normalizar más aún la convivencia en el País Vasco, y, en consecuencia, desde esa perspectiva, es como va a actuar y trabajar el Gobierno de España.

Por tanto, los dos grupos de trabajo que se constituyeron fueron: uno, el grupo de trabajo entre el Gobierno de España y el Gobierno de Euskadi para reducir los índices de conflictividad que hay de recursos ante el Tribunal Constitucional. Creo que es posible hacer mucho para reducir esa conflictividad. Antes, precisamente, con la canciller Merkel hablábamos de la cooperación en sistemas federales. Y por ejemplo, en Alemania, los niveles de conflictividad entre länders y el Gobierno federal no son, ni de lejos, los que nosotros tenemos. Nosotros los superamos, y mucho. Y creo que tenemos que aprender mucho de ese sistema federal alemán.

Y en segundo lugar, el grupo de trabajo para trabajar sobre las transferencias pendientes del Estatuto de Gernika. Hay más de una treintena de transferencias que se pueden trabajar y ese es el ánimo del Gobierno de España.

Canciller.-  En cuanto al señor Puigdemont, tenemos muy buenos contactos entre las autoridades competentes y eso se rige por el procedimiento del Estado de derecho que está muy claro, y como los dos somos Estados de derecho no nos incomoda en absoluto.

P.- Buenos días. Una pregunta para ambos. ¿Han hablado de un acuerdo bilateral en el tema de migraciones?

Y señora canciller ¿ha prometido apoyo financiero a España en este sentido? Y otra pregunta. ¿Cree que una asociación europea es realmente realista de aquí al domingo, y esto ahora no le supone un dilema?

Canciller.- Bueno, como ya lo dije el domingo y lo sabíamos desde hace mucho tiempo, para todo el paquete de asilo, para las siete directivas, no habrá una solución de aquí al viernes. La buena noticia es que hay un acuerdo sobre cinco. La no tan buena es que todavía se está trabajando en dos directivas, incluyendo  la directiva sobre el procedimiento de asilo y además hay cuatro reglamentos. También el mecanismo solidario que queremos crear, lo que todavía va a llevar un poco de tiempo para finalizarlo. Y por este motivo, como ya lo dije, los países tienen la voluntad de cooperar en toda la dimensión de la política migratoria. El presidente del Gobierno español ya ha hablado de la dimensión exterior y también está la interior. Y, en este sentido, vamos a continuar nuestras conversaciones en los próximos días.

Presidente.- Para complementar lo que ha dicho la canciller, efectivamente, cuando estamos hablando de la política migratoria, no solamente estamos hablando de la dimensión exterior. No solamente estamos hablando del necesario control de fronteras, sino también, de los movimientos secundarios. Y en ese sentido, desde una perspectiva integral, España, lógicamente, es solidaria; es responsable, y, desde luego, trabajaremos conjuntamente con la canciller Merkel y con el Gobierno alemán para encontrar una solución también a este asunto.

En ese sentido, es el compromiso que le he querido trasladar a la canciller, y que también hacemos público.

Y si me permite, porque, efectivamente, ha habido una cuestión que no le he respondido, sobre la declaración del señor Torra. Mire, el Gobierno de España está dispuesto a dialogar. El Gobierno de España está dispuesto a normalizar las relaciones institucionales con la Generalitat de Cataluña. Tenemos una reunión el próximo 9 de julio, y, por tanto, en los márgenes, lógicamente, de la Constitución, de nuestro Estado Social, Democrático y de Derecho podemos hablar de muchas cosas. Pero, desde luego, lo que representó el 1 de octubre, creo que es una página que hay que pasar, también por parte del independentismo. También por parte de quien es el presidente de todos los catalanes y catalanas. Y a partir de ahí, tener un tono constructivo.

Yo creo que se pueden encontrar muchos puntos de unión, de trabajo en común, y, desde luego, nosotros estamos trabajando para que la reunión del próximo 9 de julio sea un éxito.
Canciller.- Gracias
Presidente.- Gracias.

(Transcripción editada por la Secretaria de Estado de Comunicación)

»Más Información