Está usted en:
  • Enviar

Valerio afirma que es necesario trasladar el crecimiento económico al aumento de la cohesión social y la reducción de las desigualdades

Jueves 28 de marzo de 2019

La ministra ha hecho balance del Programa Operativo de Inclusión Social y Economía Social (POISES), cofinanciado por el Gobierno de España y el Fondo Social Europeo.

En su intervención, Valerio hizo hincapié en que "es nuestra responsabilidad" que el crecimiento económico "se traslade también al crecimiento de la cohesión social y a la reducción de las desigualdades que la crisis y la gestión de la misma ha originado durante los últimos años en nuestro país". Porque España, añadió la ministra, "va a seguir creciendo y creando empleo este año, incluso por encima de la media europea".

Valerio agradeció la labor que estas cuatro entidades vienen desarrollando para ayudar a las personas que tienen más difícil la inserción laboral, así como la de los profesionales y voluntarios. "Hacéis una tarea admirable y ejemplar formando un tándem de colaboración público-privada que es exportable a cualquier país del mundo", remarcó.

Al mismo tiempo, expresó su reconocimiento a las personas que han participado en los distintos programas: "Es un orgullo para España y también para vuestras familias y amigos, contar como vosotros y vosotras".

Valerio también destacó la especial importancia de seguir trabajando en itinerarios personalizados de inserción "que atiendan las distintas circunstancias personales, que valoren las distintas capacidades que tiene cada persona, que refuercen la autoestima para que nadie se quede en casa y caiga en el inmovilismo". En esa línea se trabaja con el  Plan "Reincorpora-T" para personas en desempleo de larga duración que se aprobará en próximos días. El objetivo es adoptar medidas que permitan eliminar progresivamente no sólo la brecha de género en los salarios y la contratación, sino en la brecha existente en el mercado laboral entre quienes sufren la precariedad laboral cada día y quienes tienen un empleo de calidad.

"Al Gobierno nos mueve el inconformismo y no nos satisface que se incremente el empleo en cantidad si este no va aparejado de empleos de calidad, con especial atención a las mujeres", remarcó la ministra, quien insistió en que aunque hoy hay más mujeres trabajando que nunca, "tenemos que seguir intensificando las medidas para que la incorporación de la mujer al mundo del trabajo sea mayor, en pie de igualdad y sostenida en el tiempo".