Está usted en:

Compartir en Facebook: abre ventana nuevaCompartir en Twitter: abre ventana nueva

Presentación del proyecto Somos Más, contra el odio y el radicalismo

Catalá reafirma el compromiso firme del Gobierno contra el radicalismo y el discurso del odio

Martes 24 de octubre de 2017
Ministerio de Justicia

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha subrayado el firme compromiso del Gobierno en la lucha contra el radicalismo y el discurso del odio durante la presentación del proyecto Somos más, contra el odio y el radicalismo, en la que ha reivindicado como muestra de esa responsabilidad las últimas reformas llevadas a cabo en la legislación española que la sitúan en la vanguardia en esta materia.

​Durante la presentación de esta iniciativa -en la que también han participado el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, y los ministerios de Educación, Cultura y Deporte, Empleo y Seguridad Social, y Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad-, Catalá se ha referido al impulso dado por nuestro país a la Resolución del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas sobre Cooperación Judicial Internacional en materia de Terrorismo que promueve que los Estados contrarresten la propaganda extremista y la incitación al odio en Internet.

Asimismo, ha mencionado la Resolución del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas sobre Implantación de un Marco Integral Internacional para luchar contra las narrativas terroristas que subraya el protagonismo de los medios de comunicación y de la sociedad civil en el fomento de un entorno que favorezca el diálogo y la tolerancia.

El titular de Justicia ha destacado las reformas legislativas en materia procesal y penal abordadas durante los últimos años dirigidas a paliar la ausencia de algunos tipos delictivos y situaciones propias de la realidad del siglo XXI. Es el caso de la lucha contra la ciberdelincuencia, que con las mejoras del Código Penal y de la Ley de Enjuiciamiento Criminal aprobadas en el año 2015, consiguieron hacer de nuestra legislación una de las más avanzadas de todo el mundo en esta materia.

Igualmente, Catalá ha destacado la importancia de las políticas en materia de ciberseguridad y concienciación ciudadana que debe empezar en edades tempranas. El ministro se ha mostrado convencido de que el discurso del odio junto con el radicalismo violento pueden desembocar en actos de terrorismo, lo que constituye actualmente la amenaza más grave para la seguridad mundial. Por eso, ha dicho, la lucha contra esos fenómenos incumbe a todos los sectores de la sociedad y no solo al Estado y las instituciones.

En este ámbito, iniciativas como la que se ha presentado encajan en las propuestas de Naciones Unidas apoyadas por España y cobran especial importancia ya que, aunque el discurso del odio y el radicalismo no son nuevas realidades, las inmensas capacidades de propagación instantánea a través de las nuevas tecnologías han llegado a convertirlos en amenazas visibles para las sociedades democráticas.

Por eso, el proyecto Somos Más, contra el odio y el radicalismo, en el que participan Google y Youtube, la Red Aware, el Aula Intercultural de UGT-FeSP y la ONG Jóvenes y Desarrollo, se dirige a los jóvenes y adolescentes, involucrando directamente a dos de los actores que influyen de manera más notable en su formación, como son los educadores de los centros escolares y ciertos youtubers de gran popularidad que se han distinguido por su compromiso en la lucha contra el racismo, la xenofobia y la radicalización.

Esta iniciativa consistirá en la formación de más de 28.000 niños y adolescentes de entre 14 y 20 años de edad a través de talleres en escuelas y centros de todo el país que estarán a cargo de Aula Intercultural de UGT-FeSP y de la ONG Jóvenes y Desarrollo. La actividad educativa concluirá con un concurso, cuyos ganadores viajarán a conocer el YouTube Space de Londres.

Asimismo, Somos Más contempla durante 2018 la realización de una campaña de difusión en la que participarán de forma activa creadores de YouTube que producirán contenido y ayudarán a amplificar mensajes positivos para paliar el discurso del odio en Internet, específicamente en temas como el radicalismo violento, el racismo, la xenofobia, el sexismo y la homofobia.