Está usted en:

Compartir en Facebook: abre ventana nuevaCompartir en Twitter: abre ventana nueva

Hacienda y Presupuestos

La senda de la consolidación fiscal

Domingo 31 de diciembre de 2017
Oficinas de la Agencia Tributaria (Ministerio de Hacienda y Función Pública)

Contenidos del capítulo:

Senda de la Consolidación Fiscal

Presupuestos Generales del Estado para 2017

Perspectivas de futuro

El contexto económico favorable que previsiblemente se prolongará los próximos años, permitirá continuar el saneamiento de nuestras cuentas públicas sin necesidad de llevar a cabo ajustes significativos.

En el periodo enero-mayo  de 2017, el Estado ha registrado un déficit de 16.161 millones, equivalente al 1,39% del PIB, ratio inferior en 0,73 puntos al nivel del año anterior que se situó en el 2,12% del PIB. 

Recursos no financieros del Estado

Hasta finales del mes de mayo, los recursos no financieros del Estado han ascendido a 62.786 millones, frente a los 59.080 millones registrados en el mismo periodo de 2016.

Los ingresos por impuestos y cotizaciones ascienden a 57.934 millones. Destaca el incremento de los impuestos corrientes sobre la renta y el patrimonio que crecen un 15,8% hasta alcanzar los 17.268 millones debido al aumento de los ingresos del primer pago fraccionado del Impuesto sobre Sociedades, motivado por el impacto del RD-Ley 2/2016 y RD-Ley 3/2016, en vigor desde octubre y diciembre del año pasado, respectivamente. El impacto de estas medidas ha sido estimado por la AEAT en 2.603 millones. Asimismo los impuestos sobre la producción y las importaciones, crecen un 4,5% hasta los 37.759 millones debido fundamentalmente a la evolución de los ingresos por IVA que aumentan hasta mayo un 5,3% respecto al mismo periodo del año anterior.

En cuanto al resto de recursos no impositivos, aumentan los intereses un 7,5% y las transferencias corrientes y de capital entre AAPP recibidas por el Estado un 1,7%. Entre las rúbricas que disminuyen destaca el descenso de las rentas de la propiedad en un 17,2% debido a la caída de los beneficios del Banco de España en 519 millones.

Empleos no financieros del Estado

Hasta el mes de mayo, los gastos no financieros del Estado se han reducido un 4,5% interanual, hasta los 78.947 millones.

Se observa un descenso generalizado en casi todas las rúbricas de gasto, con una caída de los empleos corrientes de un 4,8% respecto al periodo enero-mayo de 2016. Las transferencias corrientes entre Administraciones Públicas, que son la partida de mayor volumen, ascienden a 43.931 millones de euros, un 5,6% menos que el año anterior. Descienden las transferencias realizadas al Servicio Público de Empleo Estatal para financiar las prestaciones por desempleo en 1.266 millones, gracias a la mejora continuada en la evolución del mercado laboral. Disminuyen también las transferencias destinadas a Comunidades Autónomas en un 4,3%, debido a que los anticipos concedidos a cuenta del sistema de financiación hasta mayo ascienden a 284 millones frente a los 1.271 millones de los anticipos concedidos en el mismo periodo del año anterior. Por último disminuyen también las transferencias a los Organismos de la Administración Central en un 11,2%.

Desciende el gasto en consumos intermedios, en un 1,7%, así como los intereses devengados que registraron hasta mayo un descenso del 5,4%. Disminuye también la remuneración de asalariados en un 5,6%, debido fundamentalmente a que hasta mayo de 2016 se había devuelto prácticamente la mitad de la paga extra de 2012. Descontado dicho efecto, la remuneración de asalariados descendería en un 0,8%. Disminuye igualmente la aportación para financiar el Presupuesto de la Unión Europea un 17% respecto al año pasado, así como la cooperación internacional corriente en un 25%.

Entre las partidas de gasto corriente que aumentan cabe señalar las prestaciones sociales distintas de las transferencias sociales en especie, que registran un incremento del 1,9%, consecuencia fundamentalmente de la evolución de las pensiones de clases pasivas, que aumentan un 3,9% respecto al mismo periodo del año anterior. Aumentan también el resto de empleos corrientes, debido fundamentalmente al gasto destinado a la cobertura del déficit eléctrico que pasa de 915 millones en mayo de 2016 a 1.640 millones en mayo de 2017.

Dentro de los empleos de capital, destaca la formación bruta, alcanzando 1.794 millones, un 1,3% más que en 2016 y la ayuda a la inversión que aumenta un 45,6% debido a las aportaciones de ADIF-Alta Velocidad por importe de 187 millones, sin correspondencia en 2016. En sentido contrario las transferencias de capital a otras AAPP disminuyen un 2,2%. 

Déficit conjunto de la Administración Central, Comunidades Autónomas y Seguridad Social


En el periodo enero-mayo el déficit consolidado de las Administraciones Públicas, excluyendo las Corporaciones Locales, se reduce hasta el 1,59% del PIB frente al 2,17% registrado en el mismo periodo del año anterior. Esta cifra excluye el saldo neto de las ayudas a instituciones financieras, que a finales de mayo presenta un importe negativo de 299 millones.

Administración Central

La Administración Central registró un déficit de 15.752 millones a finales de mayo, lo que equivale al 1,35% del PIB, excluyendo la ayuda financiera. El saldo de la Administración Central incluye el saldo del Estado, así como el de los organismos de la Administración Central:
  • El déficit del Estado hasta mayo es de 16.101 millones, 1,38% del PIB.
  • ​​Los Organismos de la Administración Central registran a finales del mes de mayo un superávit de 50 millones, frente al déficit de 322 millones que registraron en el mismo periodo del año anterior, debido fundamentalmente a que en 2016 el FROB como accionista de la Sareb acudió a la ampliación de capital por importe de 996 millones, operación sin correspondencia este año.
​​Comunidades autónomas

Hasta finales del mes de mayo el déficit de las Comunidades Autónomas asciende a 4.820 millones. En términos de PIB, la ratio de déficit del subsector se sitúa en el 0,41%, 0,10 puntos por encima al registrado el año anterior. Los ingresos de este subsector crecen un 0,1% en estos cinco primeros meses del año, frente a un crecimiento del 2,3% de los gastos autonómicos.​​

Los Fondos de la Seguridad Social han obtenido un superávit que alcanza los 2.131 millones, equivalente al 0,18% del PIB. En este subsector destaca, por un lado, la favorable evolución de los ingresos por cotizaciones sociales, que aumentan en 2.595 millones, compensando el descenso del 13,2% de las transferencias recibidas del Estado, así como la caída en un 50,9% de los intereses generados por el Fondo de Reserva de la Seguridad Social.​

Por su parte, el Servicio Público de Empleo estatal ha registrado un superávit de 927 millones, equivalente al 0,08% del PIB en el periodo enero-mayo, frente al 0,10% del PIB registrado el mismo mes del año anterior. El descenso del superávit es consecuencia de las menores transferencias recibidas del Estado para financiar las prestaciones por desempleo, en casi 1.300 millones consecuencia de la favorable evolución del mercado de trabajo. Por último, el Fondo de Garantía Salarial (FOGASA), ha registrado un superávit de 10 millones frente al déficit de 135 millones, computado en mayo de 2016.​​​

Hasta finales del mes de abril el déficit de las Comunidades Autónomas asciende al 0,29% del PIB, hasta los 3.321 millones, con un aumento de 0,10 p.p. respecto a abril de 2016.

En relación a los primeros datos de ejecución de las Corporaciones Locales en términos de contabilidad nacional correspondientes al primer trimestre del año, las Corporaciones Locales registraron un superávit de 1.475 millones, equivalente al 0,13% del PIB (frente al 0,06% registrado en el mismo periodo de 2016).

Con estos datos de Corporaciones Locales, el déficit consolidado del conjunto de las Administraciones Públicas, excluida la ayuda financiera, es de 4.287 millones de euros en el primer trimestre de 2017, equivalente al 0,37% del PIB.​